Mostrando entradas con la etiqueta abogados narcosbrinos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta abogados narcosbrinos. Mostrar todas las entradas

viernes, 18 de noviembre de 2016

Sobrinos de Cilia Flores fueron declarados culpables por delitos de narcotráfico

Por Maibort Petit
Nueva York

Los sobrinos de la pareja presidencial de Venezuela, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas fueron declarados culpables de conspirar para traficar cocaína a los Estados Unidos con un veredicto unánime por parte del jurado conformado por 12 personas.

A las  5: 35 PM el jurado concluyó la deliberación del jurado  que tuvo la responsabilidad de evaluar las evidencias admitidas por la Corte del Distrito Sur de Nueva York. A lo largo de casi 6 horas los miembros del jurado deliberaron y produjeron un veredicto que fue entregado al juez Paul Crotty, donde se expresaba el voto de cada integrante. El secretario leyó el veredicto y de inmediato pasó a confirmar personalmente el voto.

Una vez anunciado el resultado, los dos sobrinos de la pareja presidencial de Venezuela cerraron los ojos en señal de aceptación. El abogado John Zach abrazó a Campo Flores, a la vez que Randall Jackson le dió una palmada en la espalda en señal de consuelo.

El juez anunció que la sentencia podría dictarse el 7 de marzo de 2017.

miércoles, 16 de noviembre de 2016

Séptimo día del juicio de los sobrinos de Cilia Flores: La fiscalía muestra evidencias que prueban la conspiración de los acusados

Por Maibort Petit
@maibortpetit


El séptimo día del juicio de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana, Efraín Antonio Campo Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas se caracterizó por un revés para la defensa. La fiscalía presentó una serie de evidencias que mostraron que los acusados habían concretado un plan para llevar el primer cargamento de drogas desde Caracas hasta Honduras, el cual sería recibido por los socios hondureños en el aeropuerto de Roatán, en la tarde del domingo 15 de noviembre de 2015, entre la 4:30 y las 5:15 PM.

La sesión se inició con la continuación del interrogatorio del controlador aéreo del aeropuerto de Roatán, Carlos González quien actualmente se encuentra  en prisión a la espera de condena. González se declaró culpable de conspirar para traficar 5 o más kilos de cocaína a los Estados Unidos. Se entregó voluntariamente a las autoridades norteamericanas, tras haber sido arrestado en Honduras.

González asistió a dos reuniones en San Pedro Sula, organizadas por "El Sentado" para atender la solicitud de los envíos de drogas de Campo Flores y Flores de Freitas. Dijo que llegó allí por intermedio de Roberto Soto García, coacusado en este caso. 

La defensa intentó descalificar el testimonio de González acusándolo de colaborar con el gobierno en este caso para obtener una pena menos severa. John Zach, abogado de Campo Flores, le dijo que su intención era pasar menos años en cárcel si ayudaba a los fiscales a sustentar el caso contra su cliente. 

Zach arremetió contra el testigo cuando le preguntó si conocía a su a Campo Flores y al coacusado, Flores de Freitas. El testigo dijo que ciertamente no los conocía pero que sí había estado en una reunión en Honduras "donde se discutió un envío de cocaína que venía de Venezuela". 

El abogado lo acusó de haber mentido a la DEA, al no haber mencionado una reunión que ocurrió en octubre de 2015, a lo cual González respondió que en un encuentro que tuvo con los abogados y los fiscales del gobierno americano, ocurrida el 11 de agosto de 2016, dijo toda la verdad sobre su relación con "El Sentado" y sobre sus numerosas actividades con el narcotráfico.

Zach dijo que él era empleado de "El Sentado", a lo que González replicó que no era cierto, que sólo había hablado con él para hacer un negocio que correspondía con la droga que se iba a enviar en este caso que está testificando. :"El Sentado llamó a Roberto Soto García y fue Soto quien me llamó a mí para hacer el negocio. Nosotros le prestábamos el servicio de recibir los aviones llenos de drogas a varios cárteles de droga y El Sentado era sólo uno de ellos", aclaró el hombre.

González confesó que pagaba sobornos a la policía de la isla de Roatán y que lo hacía con su grupo de empleados del mismo aeropuerto. Con esta afirmación tumbó la acusación de Zach que decía que él era un empleado y que era "El Sentado" quien pagaba los sobornos a la gente del aeropuerto.

El objetivo de Zach era dejar claro ante el jurado que González no había participado en la conspiración como asociado sino como una pieza del testigo cooperante de la DEA, con lo cual su testimonio no tendría validez. No obstante, González aseguró que él trabajaba con un grupo aparte y que era él quien pagaba los sobornos a la policía, y que su relación con "El Sentado" era similar a la que tenía con otros narcotraficantes que querían bajar la droga en el aeropuerto.

González  se enfrenta a 10 años de prisión  por su participación en este y otros planes de drogas. En la audiencia admitió haber ayudado a más de 50 aviones con drogas a aterrizar en el aeropuerto de Roatán. Generalmente se le pagaba 10.000 dólares por avión, dijo.

Un testigo al que al defensa no pudo doblegar

Otra fuente confidencial de la DEA y que participó en la operación de los Flores, Juan Gómez, dejó mal parada a la defensa cuando aseguró que Flores de Freitas tenía conocimiento del mundo del narcotráfico, que sabía cómo organizar los planes de vuelo, la mercancía y los piloto, además tiene avión y acceso al hangar presidencial del aeropuerto. 

Al subir al estrado, Gómez aseguró que es colombiano, trabaja como informante para la DEA desde 2009 y estuvo presente en la reunión que se realizó en Honduras el 6 de noviembre de 2015 a donde acudieron Franqui Francisco Flores de Freitas, César Orlando Daza Cardona, Roberto Soto García y "El Sentado".

Gómez respondió las preguntas del fiscal Emil Bove III para explicarle al jurado las grabaciones de una reunión del 6 de noviembre en la que asistieron Gómez y Flores

Gómez  dijo que grabó la reunión por orden de la DEA y explicó con lujo de detalles el encuentro que -según la fiscalía- fue clave para explicar la conspiración de los sobrinos presidenciales, ya que fue en ese encuentro donde se concretó el envío de drogas que se iba a realizar el 15 de noviembre de 2015, entre las 4:30 y 5:15 PM, en un vuelo legal, con plan de vuelo, saliendo desde la rampa 4 (Hangar presidencial) del aeropuerto internacional Simón Bolívar de Maiquetía hasta el aeropuerto de Roatán en Honduras.

Gómez hizo videos y audios de la reunión realizada en un restaurante en San Pedro Sula, usando los dispositivos  2 y 3 que tiene el gobierno norteamericano para registrar las evidencias de los crímenes de narcotráfico. 

Dijo que en reunión se conversó sobre una transacción de narcotráfico. Allí todo estaba claro, Soto explicó a Flores los horarios para hacer el envío y le dijo que trajera a cuatro personas que podrían actuar como turistas o hombres de negocios que pudiesen bajarse en el avión. De esta forma, el avión escaparía de toda sospecha. Son doble envíos, ya a la vez traería otra carga de droga cuando el avión volviera a recogerlos.

Flores de Freitas le hizo varias preguntas a Soto sobre posibles problemas, pero Soto le aseguró que siempre y cuando llegara a tiempo todo estaría bien. 

Soto dijo a Flores de Freitas que los únicos problemas  que no podía controlar era el clima o un "acto de Dios"  y a los los agentes de la Administración de Control de Drogas de Estados Unidos. Seguidamente le explicó "el Plan B" que significa que el avión aterrice en una pista  clandestina en las montañas. Eso es sólo en caso de una emergencia, y "de presentarse ese caso, nosotros nos haríamos responsables por la droga y no por el avión", a lo que Flores de Freitas respondió que esa opción no le "gustaba nada, nada".

Roberto de Jesús Soto García es nombrado coacusado en este caso. Actualmente se encuentra preso en Honduras a la espera de su extradición a los Estados Unidos.


Diosdado Cabello sale a relucir por segunda vez en juicio de los Flores

En la audiencia de este miércoles salió a relucir el nombre del diputado venezolano, Diosdado Cabello por segunda vez. En esta oportunidad, el tema surgió en la conversación que sostuvieron “El Sentado”, informante de la DEA, Juan Gómez (CS-3), César Daza Cardona, Roberto de Jesús Soto y Franqui Francisco Flores de Freitas

He aquí un extracto de la misma:

CW-1: La verdad es que como uno tiene que platicar de la gente allá para darse cuenta, Uno, no, no ..él no es tan mentado a nivel internacional...acá como...con 

...Si yo se que... porque dicen  que Diosdado Cabello es el jefe del cártel de los Soles.

Flores: Bueno, tiene sus peos..


CW1- uhum..

Flores: Tiene peos, tiene peos en Estados Unidos y lo denunciaron de narcotraficante.

Flores: Eso dicen que es el jefe del cártel. Solo rumores no. de verdad que no....no lo sé pero el carajo  me dicen que él es bueno de presidente.

CW-1: El Hombre más fuerte de Venezuela

Flores: Tiene a todos en las fuerzas armadas. El las controla.

Flores: uhum.

Daza Cardona alias "El Negrito": A ver pero...lo único malo es que no quiere trabajar con vos.
Flores: ¿Cómo?

El abogado de Campo Flores interrogó a Gómez sobre este tema, y le preguntó sí había sido él quien introdujo el tema de la política venezolana en la conversación. El informante le dijo que sí, que hay que hablar de algo.

Seguidamente Zach le dijo ¿Usted leyó el artículo que publicó The Wall Street Journal sobre Diosdado Cabello? Gómez dijo: "No"
¿Leyó The Washington Post, The New York Times que también lo publicó?. El informante dijo nuevamente "No, yo leo esas cosas"

Este jueves empiezan las deliberaciones del jurado 




jueves, 3 de noviembre de 2016

Corte nombra el jurado que emitirá el veredicto unánime en el caso de sobrinos de Cilia Flores

Por Maibort Petit
@maibortpetit

En la audiencia celebrada este jueves 3 de noviembre, la corte del Distrito Sur de Nueva York culminó con el proceso de selección de los 12 jurados y 4 alternos  que tendrán la responsabilidad de emitir un veredicto unánime que declarará -culpable o no culpable- a los sobrinos de la pareja presidencial venezolana, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas acusados de conspirar para traficar  800 kilos de cocaína a los Estados Unidos vía Honduras.

El jurado quedó conformado por 10 mujeres y 6 hombres, entre quienes se encuentran, en su mayorías, ciudadanos afroamericanos. También hay dos latinos, una asiática y el resto son blancos.

El proceso de selección del jurado se realizó de manera rutinaria. Se dió en seis rondas. De un total de unas 94 personas, se seleccionaron 70, que luego fueron evaluadas hasta culminar con la escogencia de las 16 individuos, que servirán en las próximas dos semanas en el juicio que se le sigue a los dos hombres venezolanos acusados de violar las leyes antinarcóticos de los EEUU.

El juez Paul Crotty se aseguró que los miembros del jurado juraran ser imparciales en su veredicto, para lo cual entrevistó a cada uno de ellos sobre diversos aspectos relacionados con sus vidas, la frecuencia con la que suelen leer periódicos, escuchar noticias y, especialmente, sobre su conocimiento sobre lo que ocurre actualmente en Venezuela.

Crotty preguntó a varios jurados si tenían alguna opinión sobre el gobierno de Venezuela. Ninguno de los entrevistados dijo tenerla, sólo una mujer asiática confesó que sabía que era un gobierno dictatorial y de inmediato fue eliminada de la lista.

Dentro de los miembros del jurado hay un arquitecto, un economista, una profesora de la Universidad de Columbia,  una terapeuta, una ama de casa, y hasta un conductor de camiones que viaja de carga, por todo el territorio americanos transportando comida.

La próxima cita será este lunes 7 de noviembre de 2016, a las 9:30 am, cuando se dará inicio al juicio que durará por dos semanas, 10 días días hábiles. El juez Crotty indicó que desea que el proceso termine antes del Día de Acción de Gracias, y que el veredicto del jurado debe ser unánime, tal cual lo establece la ley.

Campo Flores y Flores de Freitas estuvieron presentes en la audiencia de hoy ataviados con corbata y trajes de vestir. Ambos lucían bastantes relajados. Como siempre, Campo Flores estuvo sonriente y en comunicación constante con sus tres abogados, en especial John Zach. Por su parte, Flores de Freitas estaba pensativo, atendido todo el tiempo por su defensora latina Elizabeth Espinosa, y David Rody. 

En la audiencia de hoy también estuvo presente junto a los fiscales del caso, el agente especial Sandalio González, quien cumplió un rol protagónico en la operación que condujo al arresto de los dos hombres en Haití el pasado 10 de noviembre de 2015.

sábado, 29 de octubre de 2016

Se complica defensa del caso de los sobrinos de Cilia Flores con la captura del supuesto socio hondureño

Por Maibort Petit
@maibortpetit

A menos de una semana que se inicie el juicio de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas aparecen nuevos elementos que complican la estrategia de la defensa. En la tarde de este viernes, las autoridades hondureñas capturaron en Flower Bay en la isla hondureña de Roatán a Roberto de Jesús Soto García, un narcotraficante que operaba en la zona de centroamericana y quien es considerado un hombre clave en el caso de los Flores. Ver acusación aquí.

Roberto de Jesús Soto García estaba siendo buscando por el gobierno de los EEUU acusado de conspirar
para traficar droga a norteamérica en componenda con los sobrinos de la pareja presidencial de Venezuela
(Foto cortesía Diario La Prensa de Honduras)
Soto García habría sido el contacto de los sobrinos del presidente Nicolás Maduro para preparar la logística en el aeropuerto de Hondura para los envíos de los cargamentos de cocaína negociados con el informante confidencial de la DEA, CS-1.

Las autoridades hondureñas arrestaron al sujeto que estaba siendo buscando por la DEA, y sobre quien pesa una orden de detención emanada de  las autoridades de la Fiscalía del Distrito Sur de Nueva York.

Soto García se reunió con Campos Flores y Flores de Freitas en Honduras, en octubre de 2015. Este sujeto era un contacto del testigo confidencial de la DEA, conocido por las siglas CW-1 o El Sentado, quien fue asesinado en su país en diciembre de 2015.

En el mes de julio de 2015, el gobierno de Estados Unidos de América formalizó ante la Cancillería de la República de Honduras la nueva solicitud de extradición con el supuesto socio de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana.

Soto García fue grabado negociando el traslado de droga con los primos Flores. Las grabaciones fueron presentadas por la fiscalía de Nueva York como evidencias del caso que pesa contra Campos Flores y Flores de Freitas.

La Fiscalía Federal del Distrito Sur de Nueva York presentó cargos contra Soto García, alegando que es uno de los socios clave en este caso.

La imputación presentada por el fiscal Preet Bharara, en julio de 2015 en una corte federal de Manhattan, acusa a Soto García de participar en reuniones en Honduras y de que aceptó facilitar la llegada de la cocaína a un aeropuerto hondureño en su ruta hacia EEUU.

La acusación contra Soto García incluye pruebas de las reuniones, grabadas por la policía, donde el acusado accedió a entregar información sobre los horarios del aeropuerto, asistir a la llegada de una aeronave cargada de cocaína y sacar las drogas desde el avión. Los cargos también dicen que él accedió a tomar medidas para evadir la detección de la aduana hondureña y de la policía.


viernes, 28 de octubre de 2016

Sobrinos de Cilia Flores habrían tenido relación con el narcotraficante Vassyly Kotosky Villarroel-Ramírez

Por Maibort Petit
@maibortpetit

De acuerdo a un documento presentado por la fiscalía de Nueva York, los sobrinos de la pareja presidencial venezolana, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas habrían tenido relación directa con el narcotraficante Vassyly Kotosky Villarroel-Ramírez, alias "El Potro", un capitán retirado de la guardia nacional capturado en julio de 2015 por autoridades venezolanas.
Un reporte, hecho público por el gobierno norteamericano, señala que el testigo cooperante CW-1, asesinado en Honduras en diciembre de 2015, presentó un informe al agente especial de la DEA, Sandalio González que se resume en los siguientes puntos:

1) Campos Flores y Flores de Freitas querían enviar vuelos de drogas a Honduras, usando para ello planes de vuelo legítimos;

2) Campos Flores afirmó que era el hijo de la Primera Dama de Venezuela; 

3) CW-1 y los acusados negociaron enviar 1.600 kilogramos de cocaína desde Venezuela a Honduras;

4) Los acusados explicaron que la persona que utilizaban para manejar los "códigos de radar" en Venezuela, era Vassyly Kotosky Villarroel-Ramírez, alias "El Potro", pero que éste había sido detenido recientemente; y

5) Otras numerosas declaraciones relativas a los términos y condiciones de la transacción prevista a realizarse el 15 de noviembre y que CW-1 discutió con los acusados en la reunión de octubre 3 de 2015.

¿Quién es  Vassyly Kotosky Villarroel-Ramírez?

Un capital (R) de la Guardia Nacional Bolivariana de Venezuela, es considerado un hombre clave para las cárteles colombianos y venezolanos de la droga.

     “El Potro” era líder del cartel de los 40, financista y legitimador de los capitales ilícitos del Cartel de 
Sinaloa, con vinculación comprobada con el narcotraficante Frank Treyo, “El negro Frank” recluido en los EE UU.
Es acusado por los EEUU de prestarle a miembros de los cárteles colombianos vehículo militares oficiales de Venezuela y permitió la salida de cientos de cargamentos de cocaína pertenecientes a la guerrilla colombiana a través de los puertos venezolanos.

Fue capturado por comandos antidrogas venezolanos el 20 de julio de 2015, cuando se trasladaba por una autopista entre los estados Miranda y Anzoátegui junto a otro narcotraficante llamado Robert Alexander Pinto Gil, ambos dice la declaración de las autoridades venezolanas eran del Cártel de Sinaloa. Leer aquí.

La jueza del Tribunal de Control Dos de El Tigre, Lilian Pérez le dictó medida privativa de libertad. Fue imputado por la presunta comisión de los delitos de legitimación de capitales, tráfico ilícito de sustancias estupefacientes,  asociación para delinquir, usurpación de identidad, falsificación de documento y ocultamiento de arma de fuego. 

Este militar está siendo investigado desde 2011 en EEUU. Es requerido por  la fiscalía del  Distrito Este de Nueva York acusado de cargos de narcotráfico desde el 30 de marzo de 2013. Según el reporte de la DEA, Villarroel-Ramírez habría permitido a capos colombianos y mexicanos mover la droga hacia los Estados Unidos. Asimismo, Departamento del Tesoro de Estados Unidos  lo  incluyó en la Lista Clinton en 2015.

En el expediente de Villarroel-Ramírez que este sujeto trabajó con narcotraficantes como Daniel el ‘Loco’ Barrera, Javier Antonio Calle Serna y José Gerardo Álvarez Vázquez (alias el Indio), los tres criminales están presos actualmente en los Estados Unidos. 

El informe dice además que Villarroel-Ramírez era un hombre clave para las investigaciones que se han llevan a cabo por la DEA sobre la penetración del narcotráfico en las Fuerzas Pública en Venezuela. El caso de Villarroel-Ramírez está vinculado al caso que se le sigue al general retirado Hugo Carvajal en el Distrito Sur de la Florida.

Este sujeto tiene información sobre los militares venezolanos vinculados al narcotráfico y sobre los pagos que varios narcos colombianos hacían a militares de alto rango en Venezuela para que les permitieran moverse con facilidad en territorio venezolano  y para realizar grandes envíos de droga.

En agosto de 2013, el director de la Oficina de Control de Activos Extranjeros del Tesoro, Adam J. Szubin señaló que Villarroel-Ramírez organizó un esquema para el transporte de la cocaína desde varios aeropuertos, puertos marítimos y vehículos oficiales del gobierno venezolano mientras era capitán de la Guardia Nacional de Venezuela. En especial, Villarroel-Ramírez prestaba seguridad y protección a los cargamentos de cocaína que salían por el aeropuerto de Maiquetía, en Caracas.

Villarroel-Ramírez estuvo vinculado con otro narcotraficante extraditado en los Estados Unidos desde Colombia en julio de 2015 llamado Gersaín Viáfara Mina, alias Eliseo. A este último, el gobierno norteamericano lo considera como un testigo clave en las investigaciones que se adelantan sobre el narcotráfico en Venezuela y la supuesta relación con altos mandos militares venezolanos. 

Viáfara Mina fue procesado en la Corte del Distrito Sur de Nueva York. Este hombre proporcionó información sobre el movimiento de aeronaves cargadas de drogas ilegales que salen desde el estado Apure hacia Honduras, Haití, Las Bahamas, República Dominicana, Costa Rica y  países de África.



Gobierno de EEUU dispuesto a mostrar todas las pruebas de la riqueza y el poder que tenían los narcosobrinos

El fiscal Preet Bharara está dispuesto a mostrar al jurado la riqueza y el poder del que gozaban los acusados antes del arresto, y las facilidades que tenían los dos sobrinos de Nicolás Maduro para usar el aeropuerto de Maiquetía para enviar droga a los EEUU.

Por Maibort Petit
@maibortpetit

El gobierno de los Estados Unidos solicitó a la corte del Distrito Sur de Nueva York que niegue la solicitud de moción de carácter previo, hecha por los dos acusados de delitos de narcotráfico, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas en la cual piden que se excluya de las pruebas presentadas al jurado los siguientes aspectos:

(1) Excluir las prueba o los argumento con respecto al estado financiero de los demandados y su estilo de vida,
(2) No incluir testimonios de informantes confidenciales sobre la identidad de una sustancia el polvo blanca (cocaína),
(3) Evitar que fuere admitida referencia a las FARC en las declaraciones posteriores a la detención y oídas en las declaraciones dadas a los informantes del Gobierno,  y 
(4) Impedir diversas declaraciones formuladas por los demandados a los informantes confidenciales donde se menciona que usarían dinero de la droga para pagar la campaña de Cilia Flores al congreso.
El fiscal Preet Bharara deja saber, en un documento de 23 páginas, que usará en el juicio las evidencias que muestran que los acusados ​​trataron de obtener beneficios económicos usando sus conexiones políticas y la autoridad de sus familiares en Venezuela, mediante el uso de uno de los aeropuertos más grandes del país para enviar enormes cargas de cocaína que estaban destinadas a los Estados Unidos". 

El documentos señala que después de haber sostenido desde julio de 2016 que los acusados ​​carecían de la capacidad, los medios y la inclinación para participar en la conspiración por la cual están siendo procesados, la defensa ahora trata de impedir que el gobierno presente las evidencias que demuestra todo lo contrario. 

Asimismo, sostiene que la defensa  insiste en el argumento que las grabaciones hechas por los informantes confidenciales del gobierno, fueron registradas de manera selectiva. "Los acusados ​​tratan de forzar al Gobierno a presentar al jurado sólo extractos de las sesiones grabadas, mientras que al mismo tiempo, señalan que faltan los segmentos que contienen materiales exculpatorios. Los acusados ​​no pueden tener las dos cosas a la vez", acota Bharara.

Por otra parte, la corte no puede aprobar que el gobierno no exhiba ante el jurado las pruebas que muestran las ​​declaraciones grabadas en las que Campos Flores confiesa: 

(1) los ​​motivos para cometer el delito (una mezcla de razones financieras y políticas), 
(2) el acceso que tenían a su riqueza y el estatus de poder  que serían como las herramientas necesarias para llevar a cabo el crimen (como los jets privados que podrían llegar  y salir de Venezuela sin control), y
(3)Sus conexiones con los traficantes de drogas que podrían suministrar con las cantidades de cocaína que discutieron con las fuentes confidenciales (es decir, la FARC). 

Explica la fiscalía que "las evidencias que los acusados quieren eliminar  consisten, en su mayor parte, en las propias palabras e intenciones con respecto a cómo y por qué los acusados planificaron todos los elementos para llevar a cabo el delito que se les imputa". 

Argumenta que las pruebas son de alto valor probatorio y no alargarán  el juicio, ya que serán presentadas principalmente a través de grabaciones y testimonios de testigos del gobierno. 



viernes, 14 de octubre de 2016

Abogados de sobrinos de Cilia Flores llevarán el caso hasta el final

Por Maibort Petit
@maibortpetit


Unos 15 minutos antes de la cita llegamos a la sala 14C de la corte. La puerta estaba cerrada. Randall Jackson, uno de los abogados de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana estaba al frente esperando. Lo saludé y le pedí que me diera datos sobre los pasos a seguir luego que la corte negó las mociones para suprimir las evidencias del gobierno. ¿Van a llegar a un acuerdo de culpabilidad? pregunté. A lo que me respondió que la negación de las mociones "son parte del procedimiento, y que el caso sigue hasta el final". Traté de sacarle más información pero no fue posible, John Zach, el otro abogado del equipo, le hizo señas para que se dirigiera al lado norte del pasillo y Jackson se marchó. A los pocos minutos la puerta se abrió y todos entramos al salón. Esta vez no había otros visitantes, solo la prensa, los abogados y una joven estudiante colombiana que dijo estaba haciendo su tarea de periodismo.


A las 4:10 pm empezó la sesión. Los sobrinos presidenciales aparecieron en la sala con caras atribuladas. Esta vez, Efraín Antonio Campos Flores no llegó sonriente como de costumbre. No saludó a los periodistas. Llevaba su uniforme azul y mostraba en su rostro una angustia inusual. Seguidamente apareció Franqui Francisco Flores de Freitas... se le veía contrito y con un aire consternado que era difícil de ocultar. En todo momento esquivó la mirada, tenía el cabello y la barba visiblemente crecida. Vestía una camiseta anaranjada arrugada que le sobresalía por debajo de su uniforme. Ambos se sentaron al lado de sus abogados a la espera del juez.

Al empezar la sesión se habló de los cambios que se introdujeron en la acusación formal del caso. El fiscal amplió los tiempos en los que se desarrolló la investigación. Según la  acusación original se señalaba que el delito de conspiración se había hecho en octubre 2015, mientras que el cambio asegura que fue en agosto de 2015.

Siguiendo el protocolo que rige en estos casos, el juez Crotty preguntó nuevamente a Campos Flores y Flores de Freitas sí habían leído la acusación sustitutiva presentada por el gobierno y ambos dijeron que sí. De inmediato les preguntó si se declaraban culpables o inocentes de los cargos por los cuales estaban siendo procesados. Ambos afirmaron que se declaraban "NO CULPABLES". 

La audencia curcio que no se dio


La cita de este jueves 13 de octubre en la Corte del Distrito Sur de Nueva York tenía como objetivo -inicial- realizar el interrogatorio a los dos acusados (lo que se conoce como Audiencia Curcio), basado en los últimos elementos sobre tema del pago de la defensa de ambos acusados por parte del empresario chavista Wilmer Ruperti

La fiscalía había solicitado interrogar a los Flores y dejar claro sí entienden que existe un potencial conflicto de intereses cuando un tercero paga la defensa de los dos co-acusados, ya que el benefactor puede influir en las decisiones que tomen los abogados, de acuerdo con sus intereses, que no necesariamente son los intereses de los procesados. Asimismo, el gobierno buscaba que ambos acusados renunciaran al derecho de ser representados por abogados libres de conflictos, tal cual lo establece la Constitución norteamericana.

La fiscalía había añadido -además- que las declaraciones de Wilmer Ruperti al diario The Wall Street Journal le habían agregado al tema del pago de la defensa un elemento adicional, por ello consideraba conveniente aclarar los términos del potencial conflicto de intereses que se agudizaba con la posición política expresada públicamente por el benefactor de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana. 

La defensa se opuso rotundamente  a esta solicitud por considerar que en la primera audiencia curcio -celebrada el 12 de mayo de 2016- los acusados ya habían renunciado al derecho a una defensa libre de conflicto de intereses y habían aceptado seguir con sus actuales abogados. Para aquella fecha -confesaron  ante el juez- ya sabían el nombre de la persona que generosamente paga las abultadas facturas de los dos bufetes que los representan.

El juez Crotty se plegó a la negativa de la defensa de no ahondar más sobre este asunto. En la sesión decidió abortar la propuesta de la fiscalía y dejar los cuestionarios preparados por el gobierno de lado. El magistrado dijo que era suficiente con las respuestas que los dos acusados habían dado en mayo e instó a pasar el próximo punto de la agenda. 

Los fiscales adjuntos del caso Emil J. Bove III y Brendan F. Quigley respondieron que la información era requerida, no obstante, aceptaron la decisión del tribunal. 

El juicio


El juez prosiguió con una consulta sobre el calendario procesal, ratificando una vez más que el juez se iniciaría el 7 de noviembre de 2016. Se empezará con la elección del jurado que estará conformado por personas idóneas para atender el caso. 

El juez Crotty reiteró su interés en acelerar el caso de los sobrinos presidenciales, ya que las prórrogas han  atrasado en exceso el proceso. El gobierno pidió que el juicio tome unos 10 días hábiles pero el juez dijo que esa propuesta no era realista por los numerosos días de fiesta que aparecen en el mes de noviembre. 

La defensa y la fiscalía estuvieron de acuerdo con que las última audiencia previa se haga entre los días 2 ó 3 de noviembre  y que el juicio será el 7 de noviembre. Se prevé seleccionar los jurados en un universo de unas 60 personas. 

Citaciones por correo son ilegales

Seguidamente, uno de los abogados de Campo Flores pidió al juez que cancele las citaciones que la fiscalía envió por correo electrónico varios contactos de los acusados para que testifiquen frente al Gran Jurado en Nueva York, argumentando que las personas que recibieron los mensajes estaban confundidos y no sabían qué hacer. Reiteró  que es ilegal haber enviado esas citaciones por correo electrónico y que la actitud de la fiscalía es de acoso a los acusados y sus contactos. 

La fiscalía dijo que ese despacho lleva varias investigaciones paralelas y las tres personas citadas hasta el momento son parte importante de esas averiguaciones.  Aclaró que las citaciones basadas en datos y documentos encontrados en los teléfonos de los acusados son usuales en estos procesos. Dijeron que esas personas tiene propiedades en los EEUU.

El juez Crotty dijo que el mecanismo establecido por la ley para hacer citaciones a ciudadanos extranjeros que no están residenciados en los Estados Unidos debe ser a través de un alguacil, razón por la cual solicitó expresamente que se procesa a enviar dichas citaciones por la vía ordinaria, que es personal y con oficiales del gobierno. 

Seguidamente el juez se refirió a las mociones solicitadas por la defensa y que fueron negadas por la corte. Se les dio hasta el 20 de octubre para entregar las conclusiones sobre ese tema. 

Confinamiento de Flores de Freitas

El abogado David Rody pidió la palabra para denunciar que su cliente se encuentra en condiciones deplorables en la celda de confinamiento . "Debe beber agua de un lavamanos, comer con las manos porque no le dan utensilios y desde que está recluido en la celda de seguridad (7 días) sólo ha tomado dos duchas".

Rody denunció que en la celda de seguridad Flores de Freitas pasa 24 horas diarias con la luz prendida, por lo cual no ha podido dormir bien, "Se encuentra en pésimas condiciones" dijo.

El defensor solicitó al juez Crotty poner fin al aislamiento de su cliente de inmediato y pidió a la fiscalía una explicación sobre ese maltrato. Ni los abogados ni los fiscales sabían exactamente lo que había ocurrido en la prisión y qué llevó  a las autoridades a tomar la decisión de aislar a uno de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana. Las dos partes hablaron de preocupaciones por su seguridad, y la fiscalía recordó que Flores de Freitas fue aislado con otros presos y colocados todos en las mismas condiciones.

Rody señaló que la defensa había pedido -expresamente- que los dos acusados no fueran separados el uno del otro. Sin embargo han sido apartados en dos oportunidades.

El defensor dijo que Flores de Freitas era un recluso que no había cometido infracciones, muy callado y con buena conducta. "El se porta bien, no es un tipo de persona que quebranta reglas, y considero que no es justo que este en esa celda confinado".

El juez ordenó a la fiscalía informar este viernes a la corte la razón por la cual la Oficina de Prisiones (BOP) envió al acusado a una celda de seguridad de la la Unidad de Vivienda Especial (SHU, por sus siglas en inglés) desde el pasado 6 de octubre y por qué hasta este jueves 13 de octubre no había sido regresado a su celda ordinaria.

En la mañana de este viernes se informó que el recluso Flores de Freitas había sido sacado de la celda de seguridad y enviado a su prisión ordinaria con su primo.

El juez puso fin a la sesión recordando el interés del tribunal de acelerar el proceso. El juicio será el 7 de noviembre. Igualmente confirmó que la defensa haya recibido por parte del gobierno y revisado los 3500 documentos entregados para el juicio y manifestó que el gobierno presentaría dos expertos en idioma español para el manejo de la información del expediente.





jueves, 13 de octubre de 2016

Abogado de Flores de Freitas denuncia trato deplorable contra de su cliente en la celda de aislamiento

Por Maibort Petit
@maibortpetit

Durante la comparecencia ante el tribunal de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas se conoció que  este último se mantiene aún en una celda de aislamiento del Centro Correccional Metropolitano de Nueva York, y será este viernes  14 de octubre, cuando se conozcan las razones que llevaron al Oficina de Prisiones aislar al procesado.

La defensa de Flores de Freitas denunció ante el juez Crotty que su cliente está en condiciones deplorables. "Debe beber agua de un lavamanos, comer con las manos porque no le dan utensilios y desde que está recluido en la celda de seguridad. sólo ha tomado dos duchas".

Los abogados denunciaron que Flores de Freitas tiene 24 horas diarias de luz, por lo cual no ha podido dormir, y que se encontraba en pésimas condiciones.

De hecho, pudimos observar a Flores de Freitas bastante desencajado. Estaba con la barba y el cabello crecido, tenía ojeras, llevaba puesto su uniforme azul de prisionero, pero una camiseta visible color naranja y se veía acongojado y somnoliento. 

Los dos sobrinos de la pareja presidencial venezolana no sonrieron hoy a los presentes.  Por el contrario, lucían cabizbajos y alicaídos Los defensores, sin embargo, mantuvieron una actitud retadora y trataron de llamar la atención del juez a su causa. 

David Rody, abogado de Flores de Freitas solicitó a Crotty poner fin al aislamiento de su cliente de inmediato y pidió a la fiscalía una explicación sobre ese maltrato. 

Rody señaló que se había pedido -expresamente- que los dos acusados no fueran separados el uno del otro. Sin embargo han sido apartados en dos oportunidades.

El defensor dijo que Flores de Freitas era un recluso que no había cometido infracciones, muy callado y con buena conducta. "El se porta bien, no es un tipo de persona que quebranta reglas, y considero que no es justo que este en esa celda confinado".

El juez ordenó a la fiscalía informar este viernes a la corte la razón por la cual  la Oficina de Prisiones (BOP) envió al acusado a una celda de seguridad de la la Unidad de Vivienda Especial (SHU, por sus siglas en inglés) desde el pasado 6 de octubre.

De acuerdo a una misiva enviada por la Fiscalía a la Corte del Distrito Sur de Nueva York, Flores de Freitas sólo estaría allí hasta el 11 de octubre.  No obstante, no se sabe por qué aún se mantiene aislado.  El gobierno dejó saber que informarán al tribunal una vez sepan las causas, aunque discutieron sobre una supuesta preocupación por la seguridad del acusado.

De acuerdo al manual de prisiones, el régimen de aislamiento es una forma de privación de libertad en el que un preso está aislado de cualquier contacto humano, a menudo con la excepción de los miembros del personal de la prisión.

Se emplea principalmente como una forma de castigo más allá del encarcelamiento de un prisionero, por lo general motivado violaciones de las normas de la prisión. Sin embargo, también se utiliza como una medida adicional de protección para los internos vulnerables. 

En el caso de los presos con alto riesgo de suicidio, puede ser utilizado para impedir el acceso a los elementos que podrían permitir al prisionero a la autolesión.

La comunicación dice que la Oficina de Prisiones -previó a un problema de seguridad del acusado con otras personas - decidió confinar a Flores de Freitas y a otros presos a celdas separadas. 

Los defensores de los sobrinos presidenciales informaron a los fiscales del gobierno la novedad el 9 de octubre.

De acuerdo  a una carta de la Fiscalía se conoció que el gobierno se comunicó con la Oficina de Prisiones para informarse acerca de la situación de seguridad de Flores y otras personas, y pidió que se separaran todos los presos involucrados en el incidente sobre el cual no dan detalles. 

La defensa de los Flores expresó al día siguiente su preocupación por la separación de los acusados. El gobierno y la Oficina de Prisiones tomaron medidas para tratar de evitar que los dos sujetos fueran separados sin dejar de tomar en cuenta el problema de seguridad. 

Dice la carta que la Fiscalía fue informada del evento el sábado en la tarde por los abogados defensores, cuando Flores de Freitas ya había sido enviado a la celda de seguridad.

La comunicación destaca que el gobierno transmitió las preocupaciones de los abogados de los Flores de Freitas a la Oficina de Prisiones. Igualmente señala que Flores de Freitas sería retirado de la celda de seguridad para el final del día martes.







martes, 11 de octubre de 2016

Fiscalía aclara a defensores de los Flores que citaciones a ciudadanos venezolanos no tienen motivaciones políticas

Por Maibort Petit
@maibortpetit


La fiscalía de Nueva York aclaró a los defensores de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas que la decisión de gobierno de citar a un grupo de ciudadanos venezolanos a testificar ante el Gran Jurado, el próximo 21 de octubre, no tienen ningún tipo de motivaciones políticas.  En una misiva del gobierno informa que todos los movimientos efectuados están ajustados a derecho y guiados por las normas procesales.



La fiscalía, a cargo de Preet Bharara, asegura que las tres citaciones que se enviaron recientemente a terceros, corresponden al procedimiento que se sigue, por lo tanto son falsas las afirmaciones de los demandados de que las acciones del gobierno son movida por una supuesta persecución por parte del ente acusador.

Dice que las alegaciones de Campos Flores y Flores de Freitas no tienen  fundamentos legales ni mérito alguno. Los argumentos de los demandados carecen de veracidad y soporte legal.

Bharara aclara que la  transmisión de citaciones vía e-mail es una práctica común. En efecto, las citaciones de los testigos que comparecieron a la audiencia de supresión de evidencias realizada el 8 y 9 de septiembre fueron ​​transmitidas por correo electrónico.

No hay nada de irregular en el hecho que el gobierno utilicen este método para citar a los terceros,  así como tampoco es ilegal el uso de las direcciones obtenidas por el gobierno en los documentos y lista de contactos de ambos acusados.

Los terceros son, por supuesto, libres de oponerse al método de información usados por el gobierno. Dice que la fiscalía procurará facilitar el nombramiento de un abogado para cada uno de los terceros que acudan a la cita (incluso mediante la adopción de todos los esfuerzos  que sean necesarios para que lo hagan de forma remota si es la vía más apropiada).

Informó que el gobierno va a discutir cada una de esas cuestiones
con las terceras partes o sus representantes, en lugar de los abogados de los acusados.

Por último, las citaciones fueron emitidas con un propósito adecuado. El gobierno sigue preparando el juicio y a la vez continúa con las investigaciones conexas sobre este caso. 

No debería ser una sorpresa para los acusados ​​que la fiscalía siga haciendo averiguaciones sobre el asunto, acota el fiscal.

Afirma Bharara que el gobierno se prepara para hacer una declaración complementaria que describe las bases probatorias, ante la creencia que existen lazos de los terceros y la acusación que cursa en la corte. 

Dice que las personas identificadas por los acusados como cómplices durante sus confesiones, fueron citadas a testificar ante el Gran Jurado. 

Acota que el gobierno ha identificado individuos adicionales que pueden tener información relevante para las investigaciones penales en curso, y que actualmente lleva a cabo un examen más centrado en las pruebas que prepara para el juicio.

miércoles, 5 de octubre de 2016

Conoce las implicaciones que trae para los sobrinos de Cilia Flores el movimiento presentado por la fiscalía sobre el pago de la defensa hecho por Wilmer Ruperti

Por Maibort Petit
@maibortpetit


El movimiento hecho por la fiscalía para solicitar una segunda audiencia curcio en relación al pago de la defensa de los sobrinos presidenciales, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas es un paso indispensable para que el gobierno de los Estados Unidos pueda blindar el caso ante posible y futuras apelaciones que pueda intentar la defensa de llegar a ser sentenciados luego del juicio.



En los EEUU, la ley otorga a los acusados el derecho a estar informados de las implicaciones que puede traer consigo que una misma persona pague las dos defensa (Campos Flores y Flores de Freitas). Particularmente, en este caso, el hecho que el benefactor tenga intereses ligados al Estado venezolano, ya que recibe dinero a través de multimillonarios contratos otorgados por la estatal petrolera Pdvsa, genera dudas razonables sobre la naturaleza de ayuda, las implicaciones y las verdaderas razones con las que actúa el benefactor, lo cual se constituye en un abierto conflicto de intereses.


El fiscal Preet Bharara quiere dejar claro a los acusados entienden la esencia del conflicto planteado, especialmente por los intereses expresados por su benefactor Wilmer Ruperti en la entrevista de The Wall Street Journal donde este señaló "que pagaba la defensa de los sobrinos de la pareja presidencial porque estaba preocupado por  porque el caso de Campos Flores y Flores de Freitas ha perturbado la tranquilidad de la familia presidencial. Es necesario que el presidente mantenga la calma … Estoy ayudando a preservar el gobierno constitucional". 

El la solicitud, la fiscalía resalta -además- la afirmación de Ruperti según la cual "la acusación que se le atribuyen a los sobrinos presidenciales y otros funcionarios venezolanos forman parte de una conspiración gigante para ayudar a la oposición … Hay un intento de etiquetar a Venezuela como un narcoestado”.

El gobierno norteamericano tiene claro que Wilmer Ruperti recibió un contrato millonario de PDVSA, una semana antes que decidiera hacer público que es él quien paga la defensa de los dos acusados de delitos de narcotráfico. La fiscalía sometió a la consideración del juez una copia de una nota de prensa donde la empresa“Maroil Trading Inc” propiedad del benefactor de Campos Flores y Flores de Freitas recibió un contrato de $138 millones de dólares.

El fiscal Bharara se planteó una serie de preguntas que anexo en el petitorio al juez Paul Crotty, en las que destacan las siguientes:


1. ¿Sabe usted que Wilmer Ruperti declaró en una entrevista en el periódico Wall Street Journal que él está pagando los gastos legales de usted y de su coacusado?

2. ¿Está usted consciente de que su benefactor Wilmer Ruperti informó recientemente que desea ayudar a “preservar el gobierno constitucional” en Venezuela?

3. ¿Está usted consciente de que se informó que a una empresa controlada por Ruperti se le adjudicó un contrato por el valor de  $138 millones por parte de Pdvsa?

4. ¿Ha discutido  usted estas informaciones con sus abogados?

5. Tal como explicamos en la corte el 12 de mayo de 2016, existen potenciales conflictos de interés si un tercer  paga los gastos legales para ambos acusados en un caso criminal. Las recientes informaciones sobre Wilmer Ruperti sugieren que estos conflictos pueden ser intensificados en este caso debido a sus intereses reportados, ya sean políticos, económicos, o ambas cosas, en el apoyo del gobierno venezolano. ¿Entiende ud. esto?

6. Los intereses reportados por Ruperti en las informaciones de prensa pueden no alinearse con sus propios intereses en este caso. También es posible que, si las informaciones son exactas, Ruperti pueda tratar de influenciar en las decisiones de sus abogados sobre la manera de cómo se debe realizar su defensa, como por ejemplo, si se declarara culpable o ir a juicio, o si se debe proporcionar información a los Estados Unidos sobre el Gobierno en un esfuerzo por obtener la indulgencia. ¿Entiende ud. esto?

7. ¿Usted ha discutido estos temas con sus abogados, ya que las declaraciones y el contrato que Ruperti obtuvo de PDVSA se hicieron públicos a través de los medios?

8. ¿Hay algo que usted necesita que se le explique con mayor detalle?

9. ¿Le gustaría hablar con un abogado independiente sobre estos temas?

10. ¿Necesita un abogado como contraparte con el fin de que usted consulte sobre estos posibles problemas que generan los conflictos de interés?

11. ¿Prefiere aplazar el procedimiento actual hasta que pueda prestar más atención a este asunto?

12. Habiendo usted renunciado a la representación libre en este caso, ¿sigue usted interesado en perder el derecho a ser representado únicamente por un abogado que no plantee ningún conflicto de intereses?

13. ¿Está renunciando al derecho de ser representado por un abogado libre de conflicto de intereses a sabiendas y voluntariamente?

14. ¿En caso de que sea condenado, renuncia usted a cualquier argumento que atribuya su condena al hecho de tener a Ruperti como pagador de sus gastos legales, prestando también honorarios legales para su coacusado, y que de esta forma se les negó la asistencia efectiva de un abogado y / o de un juicio justo?


Fiscalía de NY solicita audiencia curcio para tratar pago de la defensa de sobrinos de Cilia Flores

Por Maibort Petit
@maibortpetit


Tal como lo veníamos anunciando, la Fiscalía de Nueva York solicitó al tribunal del Distrito Sur una audiencia  curcio para  que los sobrinos de la pareja presidencial venezolana, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas testifiquen en torno al benefactor que paga la defensa, que resultó ser el empresario Wilmer Ruperti, ligado al régimen venezolano desde 1992.



La fiscalía pretende indagar el conocimiento de los acusados en torno a su benefactor y pagador de los honorarios de los costosos abogados que defienden a los dos acusados desde abril de 2016.



El memorando conlleva anexos que incluyen una copia del artículo publicado por el The Wall Street Journal. La fiscalía quiere averiguar y blindar el caso, y or ello requiere que  Flores de Freitas y  Campo Flores sean advertidos frente al juez sobre el conflicto de intereses y las consecuencias que tiene para el caso el pago de la defensa por parte de Wilmer Ruperti.


El fiscal Bharara recibió una nueva solicitud para que investigue el origen de los fondos con los que se paga la defensa de los sobrinos de la pareja presidencial venezolana, motivado a que existen dudas razonables sobre la legitimidad del dinero recibido por los dos costosos escritorios jurídicos que defienden a Campos Flores y Flores de Freitas. 

Bharara pide interrogar a los acusados frente al juez para dejar claro que comprenden las consecuencias que trae para ellos que una solo persona pague ambas defensa y la naturaleza de la relación del beneficiario y de su posición pública dada a conocer a través de una nota del WSJ. 

En el memorado, la Fiscalía pide al juez Paul Crotty una audiencia curcio adicional para tratar el caso del pago de la defensa. Bharara añade en el documento que el 29 de septiembre de 2016 el diario Wall Street Journal informó que el individuo que paga los gastos legales de los acusados es de nacionalidad venezolana y se llama Wilmer Ruperti. Citando una entrevista de Ruperti, este dijo ser quien paga los honorarios legales de ambos  acusados.

Se espera que el juez Crotty dije la audiencia en los próximos días, al igual que dé a conocer los pormenores de las mociones solicitadas por la defensa en relación a la supresión de evidencias que la fiscalía planea utilizar en el juicio que se prevé se inicie el 7 de noviembre de 2016.

lunes, 3 de octubre de 2016

DEA corroboró en octubre de 2015, que sobrinos de Nicolás Maduro participaban activamente en el tráfico de drogas

Por Maibort Petit
@maibortpetit

Dentro de los elementos probatorios que  tiene el gobierno de los Estados Unidos para acusar a los sobrinos de la pareja presidencial de Venezuela, Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas de conspirar para traficar 800 kilos de cocaína a los Estados Unidos, se encuentran "otras fuentes" que la DEA consultó para corroborar la información suministrada por el informante CW-1 alias "El Sentado", y que aún no han sido reveladas por esa agencia federal. 
La defensa insiste en eliminar esta fotografía de las evidencias, mientras el gobierno insiste en que no hay ninguna razón
convincente para ponerla de lado, ya que la misma constituye una prueba del encuentro entre los Flores y el testigo
cooperante de la DEA (Foto DEA)
En un informe firmado por Emil J. Bove III y Brendan F. Quigley, abogados asistentes del fiscal Preet Bharara, se aclara que cuando el testigo cooperante CW-1 reportó que "el funcionario del gobierno de Venezuela, Bladimir Flores lo llamó para informarle que enviaría a sus dos sobrinos a Honduras para negociar un negocio de tráfico de drogas, que tenía como destino los Estados Unidos, los agentes de la DEA procedieron a verificar si los dos sobrinos del presidente de Venezuela eran activos traficantes de drogas, lo cual se confirmó por otras fuentes".

El informe destaca que "CW-1 era un traficante de drogas, postrado en una silla de ruedas, que estaba tratando de cooperar con el Gobierno y la DEA en un esfuerzo por obtener un acuerdo de cooperación en relación con un delito que cursaba en su contra en el distrito de Nueva York". 

Aclara que la DEA no ejecutó un acuerdo de cooperación con CW1. Sin embargo, "la información proporcionada a la DEA por CW-1 relacionada con la investigación de los acusados Campos Flores y Flores de Freitas fue cotejada con otras informaciones obtenidas por la agencia antidrogas, que corroboraron que los parientes del Presidente de Venezuela participaron activamente en el tráfico de drogas".

Los fiscales Emil J. Bove III y Brendan F. Quigley también se refieren en su informe a las intenciones de la defensa de querer eliminar la fotografía que muestra el primer encuentro ocurrido en Honduras, donde Campos Flores y Flores de Freitas se encontraron con "El Sentado" (CW-1).

El abogado de Campos Flores, Randall Jackson junto a su equipo solicitaron al juez Paul Crotty que permitirá la comparecencia de una experta en fotografías digitales y metadatos, para escrutar la fotografía enviada por CW-1 a la DEA, ya que la misma- según los defensores- "debe ser eliminada por estar manipulada". Dicen además que, el testigo cooperante eliminó el resto de las imágenes que supuestamente exculpan a los acusados. 

En un reporte de CW-1 a los agentes de la DEA que trabajaron en la operación se informó que una mujer, cuya identidad no fue revelada, había tomado otras fotografías de ese encuentro, pero las mismas no fueron enviadas a la DEA, a pesar que los agentes las solicitaron en tres oportunidades.
   
Al respecto, el informe de los fiscales dice que "la fotografía proporcionada por CW-1 no puede ser eliminada de las evidencias, ya que la misma corrobora la información enviada por CW-1 que prueba que los acusados viajaron a Honduras para discutir una transacción de drogas".

-No había ninguna razón en aquel momento, ni ahora, para creer que las fotografías adicionales -mencionadas por CW-1- podrían exculpar a ninguno de los acusados. Por lo tanto, el fracaso de la DEA para recoger más fotos de la reunión no violó los derechos al debido proceso de los acusados, acotan los abogados Bove III y Quigley.

El reporte revela parte de un informe enviado por el testigo cooperante CW-1 al agente especial de la DEA, Sandalio González en relación a la reunión que tuvo lugar en Honduras,  el 3 de Octubre de 2015 y a la cual asistieron los acusados.

Entre los aspectos principales del informe se destacan los siguientes puntos:

1) CW-1 dijo a Sandalio González -a través de un mensaje de BlackBerry- que un funcionario venezolano (Bladimir Flores) estaba enviando a sus sobrinos a Honduras ese mismo día para hablar de un negocio de tráfico de drogas.

2) El agente especial González instruyó a CW-1 para que grabara la reunión.

3) CW-1 indicó que lo haría con su teléfono personal. En un esfuerzo adicional para obtener evidencias adicionales relativas a la reunión, el agente especial González instruyó CW-1 a ponerse en contacto con otra persona de la DEA en Honduras.  CW-1 no pudo comunicarse con el funcionario.

4) El agente especial González también notificó a los agentes de la DEA con sede en Honduras de la inminente reunión, pero no fue posible para los agentes llevar a cabo la vigilancia del encuentro, ya que ellos se encontraban en Tegucigalpa y la reunión era a varias horas de distancia de la capital hondureña.

5) Después de la reunión, CW-1 informó al agente especial González que los venezolanos, que más tarde fueron identificados como Campos Flores y Flores de Freitas quería que CW-1 enviara representantes a Venezuela para otras discusiones sobre el negocio. 

6) CW-1 también informó que había sido incapaz de grabar la reunión, pero había otra persona que estuvo en capacidad de tomar fotografías de reunión. CW-1. Más tarde envió una de las fotografías al agente especial González a través de BBM. 

7) La fotografía muestra encuentro CW-1 con Campos Flores y Flores de Freitas, entre otros. La DEA no obtuvo evidencia adicional sobre la reunión. 

8) De la reunión del 3 de octubre de 2015 no hubo grabaciones, por tanto no fueron destruidas por el testigo cooperante o por el gobierno. De hecho, CW-1 dijo a González que no se había registrado la reunión. 

9) No hay ningún requisito legal que obligue a la DEA  a grabar la reunión. La defensa debe conocer que no hay un requerimiento de preservar las grabaciones una vez que se haya creado, no hay ninguna obligación general de realizar grabaciones en el primer lugar, aseguran los fiscales.

En el informe presentados por los fiscales también se advierte que no hay pruebas aparentes que puedan ser presentadas por la defensa para probar las acusaciones hechas de una supuesta expoliación de evidencias por parte del gobierno. 

Igualmente, aseguran que los acusados no ​​presentaron ninguna prueba de que que el testigo cooperante de la DEA hubiese ocultado o destruido información que les exculpe durante su viaje desde Venezuela a Honduras a principios de octubre el año 2015. 

Flores de Freitas no presentó ninguna declaración en apoyo de la solicitud de supresión de evidencias. Por su parte, la declaración de Campos Flores al respecto, afirma de manera erróneamente que había múltiples "informantes" en la reunión y se limita principalmente a  sostener la afirmación vaga de que "se le instruyó" a "hacer numerosas declaraciones  (sin especificar cuáles) en una reunión posterior para reforzar la imagen que [él] era una importante traficante de drogas. 

Por último, los fiscales resaltan que en el expediente presentado por la defensa no demuestra la supuesta mala fe por parte del Gobierno. "El agente especial González solicitó a CW-1  grabar la reunión, y también trató de encontrar un testigo cooperante adicional para facilitar la grabación. Ambas diligencias no tuvieron éxito, lo cual no indica en ningún momento que haya habido mala fe por parte de la agencia federal".