Mostrando entradas con la etiqueta Joseph Humire. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Joseph Humire. Mostrar todas las entradas

lunes, 23 de marzo de 2020

EE. UU. debe frenar la expansión de China, Rusia e Irán en el hemisferio occidental

  Especialistas centraron su exposición en los avances que estos regímenes han experimentado, especialmente, en América Latina, particularmente en Venezuela.

Por Maibort Petit
@maibortpetit

  De lograr la reelección en la presidencia de los Estados Unidos, Donald Trump debe incrementar sus esfuerzos para frenar la expansión que China, Rusia e Irán han experimentado en América Latina, especialmente en Venezuela. Así lo advirtió Joseph Humire, quien alertó sobre el hecho de que dichos países han estado asumiendo el control a sabiendas de que la solución al conflicto que la nación suramericana vive, está más allá de sus propias fronteras pues, “la solución de Venezuela ya no está dentro de Venezuela, sino que está fuera de su control”.
Un cartel muestra al secretario general de Hezbolá, Hassan Nasrallah, al presidente venezolano Hugo Chávez y al líder árabe Jamal Abdel Nasser el 7 de diciembre de 2006 en Beirut. (foto cortesía AFP)
  “Creo que, dentro de un año, el presidente Trump tendrá que lidiar muy seriamente con la crisis de Venezuela y tendrá que lidiar con ella en una plataforma global y lidiar con ella neutralizando a Irán, Rusia y China y sus actividades a este lado de la carretera. [Se requiere] Básicamente, un renacimiento de la Doctrina Monroe, pero incluso mejorada, lo que yo diría sería la Doctrina Trump”.
   Estas fueron parte de las reflexiones surgidas durante el CPAC 2020 en la jornada en que fue abordado “El nuevo eje del mal” en el contexto del temario de “Lo que yace debajo de la superficie: la lucha global por los recursos y el eje del mal socialista del siglo XXI”.
  Los exponentes fueron Erielle Davidson, del Centro para Oriente Medio y Derecho Internacional de la Universidad George Mason; Joseph Humire, del Centro para una Sociedad Libre; Kim Kwang-dong, PhD, Autor; bajo la moderación de Gordon Chang.

  Partiendo de la tesis que sostiene que, durante la última década, China, Rusia, Irán y Corea del Norte han conformado una coalición para oponerse, no solamente a Estados Unidos y a Occidente, sino al resto del mundo, Joseph Humire advirtió que Venezuela se ha convertido en el mayor desafío para los Estados Unidos, algo que puede constatarse al examinar la Estrategia de Seguridad Nacional de los EE. UU., que se publica anualmente la Casa Blanca, donde se analiza lo que se denomina la era de la Gran Competencia de Poder (GPC).
  En este sentido, Humire subraya que la lucha no es únicamente contra las amenazas transnacionales como el terrorismo o el crimen organizado, sino también contra actores estatales que trabajan mancomunadamente con Rusia, China, Corea del Norte, Turquía e Irán. En este contexto, Venezuela —que recibe apoyo continuo de Cuba— es un escenario donde todos estos países están presentes en procura de su desestabilización, tal como lo hicieron con Siria y en donde se accionan armas de guerra asimétrica. “La migración ha sido una especie de arma de guerra, el narcotráfico se ha convertido en un arma de guerra. Utilizan otros elementos que no son tradicionales para poder desestabilizar la región para deslegitimar a los Estados Unidos”, alerta.
Erdogan, tras recibir el 3 de diciembre en Caracas una réplica de la espada de Bolívar de manos de Maduro
El papel de Irán

  En particular, sobre la presencia de Irán en Venezuela, Joseph Humire se remite a su libro “La penetración estratégica de Irán en América Latina”, publicado en 2014, en el que hacía mención a los métodos encubiertos utilizados para llevar a cabo esta penetración, entre los que refirió el que llegó a conocerse como el vuelo de “aéreo terror” como lo denominó la inteligencia brasileña, que operó entre 2007 y 2012, en el que se transportaban terroristas desde Irán y Siria a Venezuela. Se refiere el expositor al vuelo de la aerolínea venezolana Conviasa, el cual se instrumentó a pesar de que “no hay turismo entre estos dos países. Entonces, no fueron los turistas los que fueron traídos en estos vuelos, fueron terroristas. Ese vuelo se detuvo en 2012 y recién comenzó hace dos semanas, nuevamente. Ese mismo avión —es un Airbus A340— de Conviasa que aterrizó en Venezuela hace dos semanas y fue a Uruguay, Nicaragua, Panamá y Venezuela. Ésta es la aerolínea nacional de Venezuela, pero los pilotos son iraníes. Eso es solo para mostrarle el nivel de confianza que estos países tienen entre sí”.
  A estos comentarios se suma el de Erielle Davidson, quien recuerda que Irán, como actor importante en el Golfo Pérsico y Medio Oriente es igualmente la principal amenaza para Israel. Recordó que, durante la administración de Barack Obama, el país islámico quiso vender una falsa imagen de nación que buscaba la paz, lo cual desembocó en la firma del acuerdo sobre las armas nucleares. Una estrategia que contrasta con la implementada en el actual gobierno de Donald Trump, cuando se ha demostrado la existencia de un tercer camino o alternativa, a saber, la presión máxima.

  Agrega que hacia esa dirección apunta el plan del secretario de estado, Mike Pompeo, respecto a Irán, el cual ha demostrado que el país oriental “retrocederá si mostramos un poco de fuerza. Creo que eso es importante porque, nuevamente, cuando llegamos a los años de Obama, nos dijeron que la única opción que teníamos era apaciguar a los mulás. La única forma en que pudimos hacer eso fue levantando las sanciones y, por lo tanto, creo que ahora más que nunca, es un giro positivo de la administración Trump cuando estamos viendo una realineación del Medio Oriente”.

  Subraya que Israel está descubriendo que tiene una serie de aliados en el Medio Oriente que “realmente temen genuinamente el surgimiento del régimen iraní y la exportación de la revolución entre comillas”.

   Erielle Davidson se refiere a las estimaciones de algunos expertos que, de no revertirse lo establecido en el acuerdo nuclear con Irán, consideran que Irán podría erigirse como una amenaza importante que puede desarrollar un dispositivo nuclear importante. Se remite a la Resolución 2.231 del Consejo de Seguridad de la ONU, el cual se constituye como la contraparte del acuerdo con Irán, donde se estipula que, “si algún estado participante de JCPOA decide invocar la cláusula de reversión, todas las sanciones que se han rescindido previamente en virtud del acuerdo con Irán se aplicarán nuevamente”.

  Esto, advierte, aterroriza a Irán pues ello significa que al régimen de sanciones que Estados Unidos aplica, se sumarán las que el resto de los países del Consejo de Seguridad deberán también aplicar en consonancia a lo establecido en la resolución.

 La disposición de reversión de sanciones permitiría que las sanciones contempladas en las en seis resoluciones diferentes podrían ser invocadas si se comprobare el incumplimiento lo establecido en la 2.231 por parte de Irán. “En particular, hay tres sanciones diferentes que expiraron o expirarán muy pronto en octubre de 2020, este año, (quinto año), tendremos un embargo de armas que supuestamente se levantará, por lo que ahora Irán podrá comprar armas que no pudieron comprar previamente. También tenemos una prohibición de misiles, creo que eso se reducirá en el año ocho y luego en el año diez, no se nos permitiría imponer sanciones a Irán, en teoría, en absoluto”.

  Cree Davison que tal posibilidad aterroriza a Irán porque ello significa, no solamente que el régimen de sanciones por parte de Estados Unidos continuará, sino que todos los demás miembros del Consejo de Seguridad de la ONU tendrán que imponerlas también, es decir, Rusia y China, “todos los aliados tibios de Irán (…) El Departamento de Estado nos ha alertado al respecto, por lo que debemos ser conscientes de que eso podría estar viniendo en camino. Ha recibido mucha atención porque cuando la cláusula se coló en el acuerdo con Irán en 2015, nadie sospechó que un presidente de Estados Unidos lo usaría. Legalmente, es factible. Diplomáticamente, es una pregunta completamente diferente”.

  Por su parte, Kim Kwang-Dong toca lo inherente al papel de Corea del Norte como aliado y contribuyente del programa nuclear iraní y alerta acerca de la efectividad de las sanciones internacionales en materia de disuasión y negociaciones. Asegura que China se encuentra por detrás del régimen coreano. “China es el actor real que está detrás de todas estas presiones y está aplicando esta presión teniendo a Corea del Norte como frontera y escondiéndose detrás de Corea del Norte. China es el actor que aplica toda esta presión”.
Imagen cortesía Fox News.
   Para Erielle Davidson es fundamental que a Estados Unidos y su política de incrementar la presión, se sume Europa la cual, es preciso que abandone su tibieza a la hora de sancionar a los países infractores, especialmente Irán. “Aún estamos otorgando exenciones de sanciones a varios países, especialmente en Europa. Los europeos han sido muy tibios cuando se trata de Irán por una serie de razones, principalmente económicas, porque hay mucha integración con el comercio europeo e iraní. Pero, en general, creo que los europeos están muy nerviosos acerca de cómo se va a comportar la administración Trump en los próximos seis meses, especialmente con respecto a la disposición 2.231”.

  Mas allá de las sanciones de carácter económico, Joseph Humire hace referencia a las acciones emprendidas por Estados Unidos contra figuras fundamentales de estos regímenes, como es el caso del general Qasem Soleimani. “Debo felicitar al presidente Trump por uno de los movimientos más escalofriantes que se han hecho en el Medio Oriente en los últimos 20 años. Al matar al general Qasem Soleimani, no solo mató a un general. Realmente desestabilizó toda la infraestructura de un régimen terrorista que se había exportado a todo el mundo. Había aliados de Irán, desde Venezuela a Rusia, completamente en estado de shock, porque nunca vieron venir esto”.

  En tanto para Humire no se puede considerar como retroceso esta acción, dado el papel que Soleimani tuvo, no solamente en Irak, sino por su patrocinio del terror en todo el Medio Oriente y el mundo, “también en la guerra civil en Yemen, en la guerra civil en Siria, en el conflicto en Venezuela. La idea de usar los conflictos como una forma de desestabilizar es algo que Soleimani entendió porque usan redes. Las redes no estatales son actores no estatales, hacen esfuerzos cohesivos”.

  Acusó a Soleimani de valerse del narcotráfico y el terrorismo como herramientas, de unirlos, algo realmente significativo si se toma en cuenta el componente teológico.

 Descubrimos que, cuando se trata de redes logísticas, trabajan juntas, por lo que creo que el retroceso ocurrirá con más confianza en el Medio Oriente y en aquellas empresas que reciben apoyo de otras partes del mundo, como América Latina.

China extiende su influencia

  Sobre el papel de China en Latinoamérica, Humire alerta que los intereses de del país asiático van más allá de lo económico y su influencia abarca, incluso, a lo militar, lo estratégico, la inteligencia. La influencia china se extiende y la nación oriental intenta infiltrarse en las economías de unos 70 países en el mundo. Tal posición, por supuesto, tendrá un peso fundamental a la hora en que China tenga que tomar decisiones en el seno del Consejo de Seguridad de la ONU. Por tanto, cualquier resolución que se adopte estará irradiada igualmente hacia todo el eje de influencia chino.

  Humire advierte que es un error pensar que el único interés de China es su inversión económica. Eso es un mito, alerta. Advertencia que hace a propósito del avance chino en Venezuela y su apoyo al régimen de Nicolás Maduro donde han realizado inversiones por el orden de los 63 mil millones de dólares —una deuda que no cuenta con el aval del Poder Legislativo venezolano— y donde ha dirigido programas de tarjetas electrónicas para el control social y la organización.

  En tal sentido, Joseph Humire explica que el dinero que China ha invertido en Venezuela lo ha hecho a sabiendas de que, igualmente, está comprando su acceso a sistemas de inteligencia, al territorio, a redes. Es decir, China ha usado Venezuela como plataforma de lanzamiento para controlar toda la región.
  Recordó que, en Argentina, China tiene una estación espacial satelital dirigida por el Ejército de Liberación del Pueblo, la cual es controlada por militares chinos. Se trata de un acuerdo firmado por Cristina Kirchner, la ex-presidenta y vicepresidente actual. Tal acuerdo fue rechazado pro Mauricio Macri al llegar a la presidencia e intentó por fin al mismo, pero no fue posible. El contrato contiene una cláusula en la que amarraron todas sus demás inversiones a éste, de manera que al renegociar lo relativo a la estación espacial, debían revisar cada una de las inversiones comerciales de China en Argentina. “Eso significa que, si negocian el satélite, deben renegociar los proyectos de infraestructura, los créditos, los préstamos, todo. China los engañó y trajeron una estación satelital militar china a su territorio”.

  Humire hace mención a que China controla, por lo menos, 50 por del Canal de Panamá desde hace 30 o 40 años. “Han estado comprando territorio alrededor de los canales, puertos e instalaciones que se extienden hasta Nicaragua y hasta Chile a lo largo de la costa del Pacífico y el Caribe. China es muy estratégica sobre lo que hacen”.

  A su juicio, China estudió muy bien la región desde hace mucho tiempo, sus ecosistemas, Los Andes, el Cono Sur, el Amazonas y el Caribe y ahora están tratando de construir una infraestructura comercial alternativa para poder reemplazar el Canal de Panamá e desplazar el acceso al mercado estadounidense. “Es una estrategia a muy largo plazo, una estrategia muy inteligente, pero solo se hace con la complicidad de los estados latinoamericanos y eso es contra lo que tenemos que luchar. Si perdemos nuestra libertad en América Latina, perdemos nuestra libertad en todo el mundo: eso es el 60 por ciento del acceso al mercado para los Estados Unidos”.

  Estima que Estados Unidos no le ha prestado suficiente atención a nuestro propio hemisferio, ni ha estado atento a sus asuntos e inquietudes. Con esta actitud contrasta lo que, por el contrario, Rusia, China e Irán, han tenido sumo cuidado en hacer, expandiéndose por la región. “De hecho, comercialmente lo están comprando todo”.

 Joseph Humire subraya el hecho de que EE. UU. haya permanecido sumamente atento a lo que ha ocurrido en Siria durante los últimos 8 años, pero se ha mantenido indiferente a lo que ha estado sucediendo en Venezuela, que se encuentra a solamente a 1.500 millas de Florida. “Eso es muy preocupante. Vea el número de los refugiados aumentan en 2.5 millones y para esta fecha el próximo año probablemente reemplazaremos la crisis de refugiados sirios. Eso es insostenible”.

 Sobre esta expansión China, Kim Kwang-Dong advierte que esta nación proporciona una energía estratégica a Corea del Norte y permite que los coreanos trabajen en China con la posibilidad de enviar sus salarios a su país. 

  Sostiene que Corea del Norte trabaja arduamente en aras de obtener el apoyo de China. En términos de entablar negociaciones con Corea del Norte, si Estados Unidos espera que cedan en su posición “que en realidad es lo que China quiere”, la nación coreana seguirá ganando terreno. “Hasta el momento hubo seis pruebas nucleares y hubo muchas provocaciones y aunque se hicieron esfuerzos para evitar que ocurrieran, como resultado, en cualquier caso, terminó debilitando la alianza entre los EE. UU. y Corea y eso también tienen un impacto diferente. Al debilitar la alianza entre EE.UU. y Corea del Sur y también al reducir los ejercicios militares que están ocurriendo entre los dos países, está ocurriendo exactamente lo que tanto China como Corea del Norte querían”.

Europa reacciona, pero algo tarde

  Entretanto, Erielle Davidson ve que Europa ha comenzado a reaccionar ante la influencia y expansión China, aunque advierte que lo hace algo tarde.

  Hace mención al hecho de que la Unión Europea haya aprobado la resolución 452, la cual estableció los lineamientos que rigen la inversión extranjera directa, especialmente en lo atinente a la iniciativa de China que había comenzado en 2013, consistente en infiltrarse en las economías de 70 países en todo el mundo, incluidos los principales actores de la UE.

  El deseo de algunos países de abandonar la Unión Europea obedece a su rechazo a estas nuevas condiciones que rigen la inversión. Un ejemplo de ello es el Brexit. Igualmente, Italia quiere seguir teniendo inversiones de China, pues siente que “está ayudando a su economía, les gusta, probablemente no piensen a largo plazo, lo que creo que es un gran error. Eso es algo en lo que se debería pensar globalmente sobre cómo podemos ayudar a estos países cuyas economías podrían ser más vulnerables a la inversión china”.

China el coronavirus

  Capítulo aparte hacen los especialistas para referirse a la crisis que mundialmente se vive por la pandemia del coronavirus, la cual tiene su origen en territorio chino y ante la cual, el gobierno de la China mantuvo un gran hermetismo durante su aparición y primeros avances.

  Durante seis semanas, el sistema político chino, caracterizado por la censura, permitió que una enfermedad altamente transmisible asolara su territorio y al pueblo chino sin que se informara claramente al respecto a objeto de que se implementaran medidas de protección y de freno a la epidemia.

 El moderador Gordon Chang comenta como China decidió incrementar aún más control sobre la información, “por lo que estamos viendo que un virus común, se convirtió en una epidemia en toda China y quizás en una pandemia en todo el mundo”.

  Erielle Davison agrega que a esto se suma algo de apatía política, en tanto las personas pareciera que se resignan a la estructura del gobierno en aras del avance económico. “Pueden ver el hecho de que la pobreza global se ha reducido a la mitad en los últimos 40 años y casi exclusivamente en China e India. Y es debido a ese bache económico que las personas a veces se vuelven políticamente apáticas”.

  Refiere que igual sucedió en la Unión Soviética después de que Vladimir Putin llegó al poder. “Hubo un gran aumento en los precios del petróleo después de que Yeltsin salió y la gente comenzó a asociar el progreso económico con el régimen de Putin, imponiéndose. Una especie de complacencia política”.

  Algo que Joseph Humire estima no que ha ocurrido en Irán, donde el pueblo ha demostrado una y otra vez su inconformidad con el régimen de gobierno. “Han estado protestando desde 2009 (…) los estudiantes han estado protestando una y otra vez y se han dado cuenta de que no pueden hacer esto solos. No tienen ningún apoyo y creo que confían en el gran poder de los Estados Unidos que puede lidiar con los grandes poderes que los están oprimiendo por dentro”.

  Para finalizar, Erielle Davison subraya lo fundamental que es neutralizar a Irán, una tarea que no se puede llevar a cabo solos, sino que requiere del concurso de todos los países.  Por ello toca ejerce una presión al máximo. “La economía iraní está sufriendo, pero todavía está relativamente a flote y lo que es realmente interesante es que el coronavirus en este momento está llegando al escalón superior del liderazgo iraní. Muestra cuán fracturado y cuánta disidencia hay dentro de la sociedad iraní y cuánta información falsa es realmente difundida por el gobierno iraní. En este momento, Irán está experimentando presión desde adentro y desde afuera, pero nuevamente la campaña de presión máxima puede hacer mucho”.



viernes, 3 de enero de 2020

Aliados de EE. UU. en América Latina deben estar alerta ante posibles retaliaciones de grupos terroristas por la muerte de Qassem Soleimani

   La presencia de la Fuerza Quds ha sido especialmente activa en México, Cuba, Dominica, Antigua y Barbados, Surinam, Uruguay, Venezuela, Colombia, Nicaragua, Ecuador, Bolivia, Brasil, Perú y el Área de la Triple-Frontera. 

Por Maibort Petit
@maibortpetit

  De acuerdo al criterio del experto en Seguridad Global y analista de amenazas transnacionales, Joseph Humire, la muerte del general Qassem Soleimani es más importante que la muerte de Osama bin Laden (ex-líder de al-Qaeda) puesto que el mayor general iraní dado de baja durante un ataque de las fuerza de Estados Unidos en el aeropuerto de Bagdad el 2 de enero del 2020 era más poderoso de lo que la mayoría piensa. 
  Humire asegura que Qassem Soleimani era considerado "Un señor de la guerra iraní" que controlaba docenas de organizaciones terroristas en todo el mundo.

 El experto advierte que entre las organizaciones terroristas controladas por Qassem Soleimani se encuentran la Guardia Revolucionaria de Irán, IRGC-QF (la Fuerza Quds)  que tiene una presencia global, y es por esta razón que Humire aconseja a los aliados de los Estados Unidos incluidos y especialmente en América Latina estar en alerta ante posibles retaliaciones.  

  La presencia de la Fuerza Quds ha sido especialmente activa en México, Cuba, Dominica, Antigua y Barbados, Surinam, Uruguay, Venezuela, Colombia, Nicaragua, Ecuador, Bolivia, Brasil, Perú y el Área Tri-Fronteriza, dijo el director ejecutivo deCentro para una Sociedad Libre y Segura (SFS).

  Humire sostiene que, desafortunadamente, los escenarios que ha advertido durante años se están haciendo realidad "Irán es una amenaza global y necesita ser tratado como tal", acotó.

  Explica Humire que "el modus operandi de la Fuerza Quds en el Medio Oriente,  que funciona a través de apoderado (proxy)  se ha evidenciado por los recientes ataques de Khataib Hezbollah, en Iraq, Lebanese Hezbollah (LH) en Líbano y Siria, la Houthi Rebel (HR) en Yemen, etc. Es el mismo modus operandi en América Latina y América pero la diferencia es que los representantes en la región no son Islámico: Etnocaceristas en Perú, Quebracho en Argentina, Cocaleros en Bolivia, Colectivos y Fuerza Bolivariana de Liberación (FBL) en Venezuela, todos estos grupos tienen vínculos directos con el IRGC-QF o Hezbollah". 
  Agrega el analista que en América Latina también se encuentra entre los proxys de la IRGC-QF —la Red Al Mustafa (Rabbani) en 16 países al sur de la frontera y Federación de Entidades Árabes (FEARAB) como una organización de frente sociocultural.

  Humire argumenta que en América Latina, la IRGC-QF usan la migración masiva y las movilizaciones sociales como armas, por esa razón cree que se verán más ataques asimétricos de proxy de  la "Red de amenazas de Irán" o ITN en América Latina, pero con una negación plausible mucho mayor. 

  El experto sostiene que las autoridades de los Estados Unidos deben prestar atención a las nuevas caravanas inversas que se están formando en Texas y que van en camino a México.

 La Guardia Revolucionaria de Irán (IRGC-QF)

  La Guardia Revolucionaria de Irán (IRGC-QF) está dirigida a llevar a cabo actividades de guerra e inteligencia no convencionales y son los responsable de las operaciones extraterritoriales. La unidad de Fuerza Quds apoya a actores no estatales en muchos países, incluidos el Hezbolá libanés, Hamas y la Jihad Islámica Palestina en la Franja de Gaza y Cisjordania, los hutíes yemeníes y las milicias chiítas en Irak, Siria y Afganistán.
Akram al Kaabi (izquierda) con el Comandante de las Fuerza  Qods de Irán Qassem Soleimani

   Aunque no se conoce el tamaño exacto de las Fuerzas Quds, muchos estiman que hay entre 10,000 y 20,000 miembros distribuidos en varios países. La Fuerza Quds están dirigidas desde el más alto nivel del régimen iraní, informan directamente al Líder Supremo de Irán, Ayatollah Khamenei y fueron comandadas por el mayor general Qassem Soleimani hasta su asesinato por un ataque con aviones no tripulados de Estados Unidos en el aeropuerto internacional de Bagdad el 3 de enero de 2020.
   El régimen iraní designó al general de brigada Esmail Ghaani como comandante de la Fuerza Quds el mismo día que Soleimani fue asesinado.







miércoles, 30 de octubre de 2019

Joseph Humire: Para deshacerse de Maduro en Venezuela, Estados Unidos debe desafiar a sus facilitadores

Este artículo, escrito por Joseph M. Humire y Christina Armes, fue publicado originalmente en inglés en The Hill. Con la autorización de los autores lo publicamos en español en este blog.  Joseph M. Humire es director ejecutivo del Centro para una Sociedad Libre Segura (SFS) y miembro principal del Instituto Gatestone y del Foro del Medio Oriente. Es especialista en Seguridad Nacional y un experto en seguridad global, especializado en analizar amenazas trans-regionales en el hemisferio occidental. 

Para deshacerse de Maduro en Venezuela, Estados Unidos debe desafiar a sus facilitadores 

La semana pasada, al margen de la Asamblea General de las Naciones Unidas, el presidente Trump se reunió con líderes del gobierno interino de Venezuela, junto con representantes del Grupo de Lima, un bloque de 14 naciones en América Latina que se enfrenta a la crisis en Venezuela. El consenso fue claro: Venezuela necesita un nuevo liderazgo, sin la batalla del presidente Nicolás Maduro.

En su declaración en la reunión, el presidente chileno, Sebastián Piñera, subrayó que Maduro no trabaja solo. “Tenemos que darnos cuenta ... de que hay aliados [internacionales] que ayudan a [Maduro en] Venezuela y estamos hablando de países como Cuba, China, Rusia, Irán y Turquía. Creo que toda la comunidad latinoamericana, y tal vez todo el mundo, debería [tener] muy claro que lo que están haciendo realmente está afectando los intereses de todos los países latinoamericanos ”.

El presidente Piñera tiene razón. Abordar a Venezuela de manera aislada es interpretar mal la crisis; El régimen de Maduro está respaldado por una red multipolar de actores externos estatales y no estatales decididos a mantener el régimen en el poder.

El reinado de Maduro no terminará hasta que esta red se deshaga.

El Centro para una Sociedad Libre Segura, conformado por un grupo de expertos en seguridad nacional con sede en Washington, ha acuñado el acrónimo "VRIC" para la alianza emergente de seguridad e inteligencia que no es natural, no convencional, pero cada vez más real. El VRIC recuerda el acrónimo BRIC, acuñado por el economista británico Jim O’Neill, que representaba las cuatro economías mundiales en ascenso. Sin embargo, el VRIC es más siniestro y describe las cuatro mayores amenazas para la seguridad global y su creciente dependencia mutua: Venezuela (y la Alianza Bolivariana más amplia), Rusia, Irán y China.

A pesar de las paralizantes sanciones, la presión internacional por el cambio de régimen y más de 4 millones de venezolanos que han huído de su país, Maduro aún conserva el poder con la ayuda de la alianza VRIC.

No hay mayor indicio de que el régimen de Maduro cuente con el apoyo internacional para sobrevivir [ en especial durante lo ocurrido en semana de la Asamblea General de Naciones Unidas cuando los líderes del régimen se fueron al extranjero]. Ante el aumento de la presión, Maduro, que pasó por alto la Asamblea General y envió a la Vicepresidenta Delcy Rodríguez, viajó a Moscú. Maduro llevó a su gira, "el poder detrás del trono", Tareck El Aissami, ex vicepresidente de la República y actual Vicepresidente de Industrias y Producción Nacional, para discutir el compromiso internacional con el presidente ruso Vladimir Putin. El Aissami está actualmente acusado por el Departamento de Justicia, sancionado por el Departamento del Tesoro y en la lista de los más buscados por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) de EE. UU.

Mientras Maduro estaba en Moscú, el presidente de la Asamblea Constituyente de Venezuela, Diosdado Cabello, visitó Corea del Norte con una delegación que presentó un regalo a Kim Jong Un en nombre de Maduro. Venezuela abrió su primera embajada en Pyongyang en agosto de 2019.

Rara vez Maduro, Cabello, Rodríguez y El Aissami salen de Venezuela al mismo tiempo. Pero lo ocurrido en esa semana pasada demuestra que el régimen, en su estado debilitado, depende cada vez más de sus aliados internacionales para que lo rescaten. Es un patrón de comportamiento evidente durante todo el año.

Después del 23 de febrero, cuando Maduro bloqueó el paso de la ayuda humanitaria de Estados Unidos a través de la frontera colombiano-venezolana, envió de inmediato a Rodríguez a Rusia para conversar con el canciller Sergei Lavrov. Poco después, Rusia, China y Turquía enviaron ayuda humanitaria a Venezuela.

Lo mismo sucedió en marzo. Cuando Venezuela experimentó una serie de apagones en todo el país, China ofreció su apoyo técnico para ayudar a poner fin al apagón y Rusia envió un contingente de "especialistas" militares de 100 personas.

Luego, después de la fallida Operación Libertad el 30 de abril, con el objetivo de remover a Maduro, el canciller venezolano Jorge Arreaza anunció que Rusia podría enviar más especialistas militares. Y así lo hicieron, en junio, cuando un avión lleno de técnicos militares rusos aterrizó en Caracas.

El equipo conformado por Rusia-China (con ayuda de Irán) ha demostrado ser efectivo para neutralizar los esfuerzos del presidente interino, Juan Guaidó, de poner fin a la usurpación de Maduro en Venezuela. 

Aunque menos visible en Venezuela, la República Islámica de Irán presta apoyo a Maduro a través de canales secundarios y fuertes relaciones diplomáticas y militares. Durante los tiempos tensos en Teherán, el canciller iraní Mohammad Javad Zarif viajó a Caracas en julio para mostrar solidaridad con Maduro y asistir a la reunión del Movimiento de Países No Alineados. Esto ocurrió semanas después de que el principal funcionario de seguridad iraní, Ali Shamkhani, se reunió con su homólogo venezolano, el general Angiollilo Fernández, para discutir la cooperación en seguridad. Fernández ahora está a cargo de UNEFA, la academia militar de Venezuela.

Si bien las naciones VRIC respaldan abiertamente las negociaciones fallidas entre Maduro y su oposición, también alimentan el fracaso al dividir a la oposición a través de operaciones de información y medidas activas llevadas a cabo por la contrainteligencia cubana.

Está claro que trabajar con Maduro hacia una transición no es una opción. Pero simplemente apuntar a Maduro y su régimen dentro de Venezuela ha resultado inútil. Obligar a Maduro a sacar una "rampa de salida" de Venezuela significa contrarrestar a sus aliados externos que lo sostienen. Cualquier acción tomada contra Maduro debe tener en cuenta los actores estatales externos que proporcionan líneas de vida a su gobierno.

"Maduro es parte del problema y nunca será parte de la solución", insistió Piñera en la reunión al margen de la Asamblea General. De hecho, Maduro es parte del problema, pero la otra parte es su red internacional. Si el presidente Trump y la mayoría de los líderes latinoamericanos desean poner fin al gobierno de Maduro en Venezuela, deben desafiar su fuente de apoyo: una red estatal y no estatal de actores externos en América Latina.


lunes, 29 de julio de 2019

Hezbollah ha extendido sus operaciones en América Latina bajo el manto de la impunidad

Por Maibort Petit
@maibortpetit

La lucha contra el terrorismo islámico es un asunto que no ha sido considerado como prioritario en América Latina a pesar de que su presencia ha sido avistada en varias oportunidades, y en muchos países, las autoridades han documentado su incursión de manera fehaciente. Joseph Humire, experto en contraterrorismo y director ejecutivo del Centro para una Sociedad Libre y Segura (SFS), cree que luego de que Argentina designó a Hezbollah como grupo terrorista, otros países de Latinoamérica podrían hacer lo mismo, lo cual permitiría incrementar la lista de 58 naciones que actualmente luchan contra el terrorismo islámico. 

Durante el foro "Mejorando la cooperación contraterrorista tras una tragedia", celebrado en el Senado de los Estados Unidos, organizado por (SFS) en la conmemoración del 25 aniversario por el atentado terrorista contra la AMIA, Humire presentó a varios ponentes que explicaron los avances que se han dado en la lucha contra el terrorismo en el hemisferio.


Entre los principales oradores estuvieron presentes el senador (R) Ted Cruz, Director General Adjunto del Departamento de Justicia, John P. Cronan y el diputado al Congreso de Argentina, Luis Petri, entre otros.

Humire destacó que buena parte de los países latinoamericanos no han registrado a Hezbollah como una organización terrorista, a pesar de la amenaza que representa para la región.

El grupo chiíta ha estado vinculado a varias actividades ilegales en Latinoamérica para generar fondos que financien actividades terroristas en el Medio Oriente.

Estados Unidos y la Unión Europea y ahora Argentina han considerado al grupo chiíta del Líbano, Hezbollah, como una organización terrorista.

El gobierno estadounidense también designó a Irán como el principal partidario de Hezbollah, como estado patrocinador de terrorismo.

Humire dijo que la lucha contra el terrorismo no es un asunto únicamente de los Estados Unidos, la Unión Europea o el Medio Oriente, sino que el ataque a la Asociación Mutual Argentino-Israelí (AMIA) en 1994 y a la embajada de Israel en Argentina (1992), demostraron que la pelea es también contra los latinos.


"Estos eventos cambiaron las conversaciones de contraterrorismo en América Latina", acotó el experto.

— Por mucho tiempo —admitió— Latinoamérica se quedó atrás en la lucha contra el terrorismo porque no lo vio como un problema netamente de la región sino un problema del Medio Oriente, Europa, Estados Unidos, pero lo ocurrido en 1994 con la AMIA y la explosión de la embajada de Israel en 1992, demostró que es un asunto que incluye toda la región.

Humire cree que a la lista de 58 países que a nivel mundial que ya tienen designado a Hezbollah como grupo terrorista se unirán algunas naciones latinoamericanas, que permitirán que sean entre 68 o 78 naciones que puedan luchar en conjunto contra el terrorismo. “Ahora se podrá realizar una conversación sobre terrorismo en nuestro vecindario, ya que si los grupos están operando en América Latina, significa que también están operando en Estados Unidos”.

"Esperamos que este sea un punto de inflexión para muchos países latinoamericanos", acotó.

"La mayoría de los latinoamericanos no ven el terrorismo islamista como una amenaza importante en su región y se ha ejercido poca presión pública sobre el establecimiento, la reforma o la mejora de las leyes antiterroristas débiles o inexistentes en toda la región. Como consecuencia, Hezbollah y otras redes islámicas se han extendido en Sudamérica con impunidad”, advierte.

Según el Departamento de Estado de Estados Unidos, Venezuela ha proporcionado un "entorno permisivo" que ha permitido que Hezbollah prospere en la región.

El año pasado, Michael Braun, un exjefe de operaciones de la DEA, dijo a los legisladores estadounidenses que Hezbollah está generando cientos de millones a partir de un "plan de lavado de dinero con cocaína" en América Latina que "proporciona una fuente de financiación interminable" para sus operaciones terroristas en Siria y en otra parte.


Argentina pasó a ser el primer país de la región en reconocer a Hezbollah como una organización terrorista. En el marco de la conmemoración del 25° aniversario del atentado terrorista de la AMIA, el presidente de esa nación, Mauricio Macri, anunció la creación de un registro público de personas y entidades vinculadas a actos de terrorismo y su financiamiento, en el que se incluyó Hezbollah.

El diputado del Congreso de la República de Argentina, Luis Petri, participó en el foro organizado por SFS y en su exposición dijo que la medida de calificar a Hezbollah como grupo terrorista es una de las tantas que ha tomado la administración del presidente Macri.


Petri aseguró que entre las medidas a adoptar podría considerarse el aumento de los controles fronterizos para impedir que extranjeros con grandes prontuarios con pedidos de captura internacional, puedan ingresar a la República Argentina, además de la inclusión de dominio, el arrepentimiento o técnicas especiales. “Según la investigación también se aplican a causas vinculadas con el terrorismo y este registro es transcendental para congelar los activos de las organizaciones y de las personas, además de impedir su ingreso, y creemos que en este momento esta medida debe ser replicada por los países de la región”.

El parlamentario describió la historia de los hechos terroristas en la AMIA, y recordó el memorando firmado por la expresidenta, Cristina Fernández, con Irán, que fue catalogado como inconstitucional por toda la dirigencia política de oposición argentina y fue llevado a la justicia por la DAYA y la AMIA y se logró que así se declarara, más allá de que había sido aprobado por el congreso argentino en una lastimosa sesión un mes después de haber sido firmado por Irán,  donde nunca ese país ratificó ese memorando porque lo único que buscaba era la desaparición de las alertas rojas en Interpol.

Petri sostuvo que "Argentina considera a EE UU como un aliado estratégico en la lucha contra el narcotráfico, el crimen organizado, el terrorismo internacional y el lavado de dinero. Somos agradecidos de todo su apoyo para derrotarlos".

"Ya nada será igual, nosotros no seremos iguales, tenemos la obligación de ser mejores, para garantizar la paz de las generaciones futuras para que no vivan el horror, la sangre, la violencia racial y religiosa que le tocó vivir a nuestra generación", destacó Petri.

Hezbollah es una amenaza real para los Estados Unidos

Cronan dijo que para del Departamento de Justicia y el Gobierno de los Estados Unidos es una prioridad contrarrestar la amenaza de Hezbollah, para lo cual se están haciendo varios esfuerzos.

Por Maibort Petit
@maibortpetit 

En 2019, la seguridad pública de los Estados Unidos sigue enfrentando complejas amenazas de carácter internacional, en particular la que representa el grupo terrorista Hezbollah, la cual continúa siendo muy real, dijo el Director General Adjunto del Departamento de Justicia, John P. Cronan, en el foro "Mejorando la cooperación contraterrorista tras una tragedia", celebrado en el Senado de los Estados Unidos, durante la conmemoración del 25 aniversario por el atentado terrorista contra la AMIA, organizada por el Centro para una Sociedad Libre y Segura (SFS).

SFS (por sus siglas en inglés) es un grupo de expertos en seguridad nacional que ha logrado influir positivamente en las políticas públicas en Washington DC. SFS the most important think tank washington dc
Cronan destacó en su exposición que Estados Unidos trabaja con sus socios internacionales para estar mejor posicionado para desmantelar las redes de apoyo de Hezbollah y neutralizar las acciones terroristas contra los intereses norteamericanos. "Hoy la cooperación internacional y la protección de la justicia para las víctimas es tan importante y oportuno".

El alto funcionario recalcó que cuando era supervisor de la Unidad de Seguridad Nacional en la oficina del Fiscal Federal en Manhattan, constató que la lucha contra el crimen transnacional es más efectiva cuando se trabaja a través de las fronteras.

Recordó que en sus funciones enjuició a un líder terrorista radicado en el Reino Unido que orquestó actos globales de terrorismo que impactaron directamente la seguridad nacional de los Estados Unidos. "Algunas de nuestras pruebas más valiosas en el juicio provinieron de búsquedas realizadas por la policía británica y de las pruebas recuperadas en Pakistán", argumentó en su explicación sobre la importancia de trabajar en conjunto con las autoridades de otros países.

Gracias a la asistencia internacional se ha logrado enjuiciar a narcotraficantes y criminales en Estados Unidos y, asimismo, la policía estadounidense ha brindado una asistencia vital a sus socios extranjeros, lo que ha permitido salvar vidas, frustrar planes terroristas, gracias al hecho de haber compartido la experiencia y conocimientos de los órganos de seguridad de EE. UU. con sus aliados.

Cronan destacó el valor de la cooperación internacional en su actual cargo, señalando que "La mayoría de los más de 600 abogados de la División Criminal tienen su sede en Washington, DC, pero muchos de ellos están estacionados en todo el mundo, incluso en regiones donde las redes de apoyo de Hezbollah prosperan. Esa cobertura internacional es hoy una necesidad práctica".

Explica que en la medida que las economías se han vuelto más globales, en esa misma medida se han ampliado los esquemas terroristas y criminales, por lo cual se convierte en un desafío la aplicación de la ley y los mecanismos usados por las autoridades para investigar y procesar de manera eficiente a los criminales.

“¿Cómo construimos un caso criminal donde las pruebas y los testigos se encuentran en la mitad del mundo? ¿Cómo podemos rastrear, atraer y extraditar a los fugitivos más eficaz y eficientemente a través de las fronteras? ¿Cómo podemos procesar los casos en un tribunal público, mientras protegemos las acciones de nuestros servicios de inteligencia? Y cuando el proceso penal no es viable, ¿cómo podemos interrumpir y neutralizar las amenazas?”, se preguntó Cronan, quien advirtió que probablemente, "no haya una organización criminal para la cual estos desafíos sean más frecuentes y agudos que Hezbollah, cuyo alcance global y su ideología violenta ponen en peligro la seguridad nacional de los Estados Unidos y nuestros aliados".

Hasta cierto punto, Hezbollah ha evitado la notoriedad global lograda por Al Qaeda e ISIS, en gran parte por su sofisticación y el secretismo de sus actividades. Pero la capacidad de Hezbollah de evadir los titulares regulares de las portadas no disminuye de ninguna manera la amenaza que representa la organización terrorista, dijo el funcionario.

Hezbollah, que ha sido designado por los Estados Unidos como una organización terrorista extranjera desde 1997, siempre ha representado una grave amenaza para nuestra seguridad nacional. Antes del 11 de septiembre, Hezbollah fue responsable de más muertes estadounidenses que cualquier otra organización terrorista extranjera, acciones que se remontan a la década de 1980, cuando la organización terrorista ejecutó múltiples bombardeos de objetivos estadounidenses en Beirut, matando a cientos de estadounidenses.

“Por supuesto, muchos de nuestros aliados también han experimentado la brutalidad asesina de Hezbollah. El ataque de Hezbollah hace 25 años en el centro comunitario de AMIA dejó 85 muertos inocentes y cientos de heridos, y marcó el segundo ataque mortal de Hezbollah en Buenos Aires en un período de dos años y medio”, comentó.

Cronan aplaudió a Argentina por haber dado el paso histórico de designar oficialmente a Hezbollah como una organización terrorista extranjera. "Esa designación marca la primera designación terrorista de Hezbollah en América Latina, y envía un mensaje claro e inequívoco de que no existe ninguna ambigüedad en lo que respecta a si Hezbollah es una organización terrorista", acotó.

— Aún hoy, 25 años después de los ataques de la AMIA, Hezbollah no se ha apartado de su disposición a recurrir a la violencia en todo el mundo para lograr sus objetivos. Irán sigue siendo el principal patrocinador estatal del terrorismo, y continúa participando en actividades relacionadas con el terrorismo y actividades desestabilizadoras a través de Hezbollah —dijo.

Cronan destacó que en reciente informe sobre terrorismo del Departamento de Estado, se explican que Irán y Hezbollah están emergiendo del conflicto de Siria envalentonado y con una valiosa experiencia en el campo de batalla que buscan aprovechar en todo el mundo.

Según ese informe, Irán ha proporcionado cientos de millones de dólares en apoyo a Hezbollah y ha entrenado a miles de sus combatientes en los campamentos en Irán. En gran parte gracias a que recibió un considerable apoyo financiero de Irán.

Hezbollah sigue siendo una de las organizaciones terroristas más peligrosas y capacitadas del mundo, en razón de que ha acumulado una gran cantidad de armas y continúa planeando ataques terroristas en todo el mundo.

Cronan dijo que para del Departamento de Justicia y el gobierno de los Estados Unidos es una prioridad contrarrestar la amenaza de Hezbollah para lo cual se están haciendo varios esfuerzos.

En enero de 2018, el entonces Fiscal General, Jeff Sessions, creó el Equipo de Financiamiento y Narcoterrorismo de Hezbollah, o HFNT liderado por Cronan. "La decisión de defender la HFNT reflejó un reconocimiento de la amenaza continua, sofisticada y global que Hezbollah plantea a los Estados Unidos, y que esta amenaza exige una respuesta agresiva y coordinada de las autoridades".

“A través del HFNT, estamos abrazando vigorosamente esa respuesta coordinada y agresiva, trabajando para llevar ante la justicia a quienes brindan apoyo a Hezbollah: apoyo financiero, mano de obra, armas o cualquier otra cosa. Hemos adoptado un enfoque múltiple”, lo cual ha implicado la coordinación entre los fiscales e investigadores federales en todo el país, la exploración de cargos de no terrorismo cuando sea apropiado para neutralizar el apoyo de Hezbollah, la coordinación entre varias agencias del gobierno de los EE. UU. , y estrecha colaboración con nuestros homólogos extranjeros.

“Este esfuerzo interinstitucional ha sido un tremendo éxito. Obviamente, no puedo discutir públicamente la mayoría del trabajo que hemos hecho y estamos haciendo, pero permítanme dar algunos ejemplos de lo que nuestro trabajo ha implicado”, refirió y de inmediato agregó:

— Primero, hemos estado facilitando y asegurando la coordinación entre los diversos oficiales de la ley y los fiscales que se dirigen a Hezbollah y sus redes de apoyo. Cuando varios fiscales, en diferentes oficinas en todo el país, se enfrentan a la misma amenaza, existe el riesgo de que se lleven a cabo investigaciones individuales. Pero ante una amenaza compleja y sofisticada como Hezbollah, los fiscales deben estar sincronizados y apoyarse en los esfuerzos de los demás.

"A través de la HFNT, hemos estado asegurando que eso esté sucediendo. Nos hemos estado reuniendo con fiscales y oficiales de la ley en todo el país para asegurarnos de que compartan pruebas, testigos e información, y que sus investigaciones y procesamientos relacionados con Hezbollah estén siendo priorizados, se estén moviendo de manera expedita y estén respaldados por recursos suficientes", afirma Cronan.

Seguidamente sostuvo: "Y nuestros juicios están teniendo un gran impacto. Hace aproximadamente dos años, recibimos un aleccionador recordatorio de la amenaza constante que Hezbollah sigue planteando a nuestro país cuando dos presuntos agentes de Hezbollah presuntamente entrenados que viven en territorio estadounidense, fueron arrestados".

En junio de 2017, Samer El Debek y Ali Khourani fueron arrestados por brindar apoyo material a Hezbollah, y su presunta conducta no es nada menos que escalofriante. Ambos acusados supuestamente se unieron a la Organización de Seguridad Externa de Hezbollah, o ESO, que es la rama de ese grupo responsable de planificar, coordinar y ejecutar ataques terroristas fuera del Líbano. Supuestamente recibieron entrenamiento militar de parte de Hezbollah, recibieron tareas de esa organización y residieron en los Estados Unidos, esencialmente para ser agentes durmientes que esperan asignaciones de sus manejadores de Hezbollah.

Khourani fue condenado después de un juicio público en Manhattan en mayo de 2019 y gran parte de su conducta quedó al descubierto en una sala de tribunal de los Estados Unidos.

Khourani recibió más de una década de entrenamiento de parte de Hezbollah, incluso en oficios, tácticas militares y armas avanzadas, como rifles de asalto AK-47 y lanzadores de cohetes. A partir de 2003, Khourani comenzó a actuar como agente "durmiente" en los Estados Unidos. Bajo la dirección de su manejador de ESO, Kourani se naturalizó en 2009 y luego obtuvo un pasaporte de EE. UU.

Mientras se encontraba en territorio estadounidense, Khourani participó en comunicaciones secretas con su manejador de ESO y realizó numerosas tareas para Hezbollah. Realizó vigilancia física en múltiples objetivos en la ciudad de Nueva York, incluido un edificio de oficinas federales donde se encuentra el FBI, una instalación de la Guardia Nacional del Ejército de los Estados Unidos y una Armería de un Servicio Secreto de los Estados Unidos.

Cortar el apoyo financiero de Hezbollah también ha sido fundamental para nuestros esfuerzos. El dinero es el alma de cualquier organización terrorista, y Hezbollah no es diferente.

“En el lado de la fiscalía, este enfoque en el dinero se reflejó en nuestra reciente condena de Kassim Tajideen, quien presidió un imperio de envío de productos multimillonarios y fue sancionado por el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos por ser un contribuyente financiero importante para Hezbollah”. En diciembre pasado, Tajideen se declaró culpable de una conspiración de lavado de dinero en relación con su violación de esas sanciones, y acordó ceder al gobierno de los Estados Unidos aproximadamente USD 50 millones.

HFNT también ha trabaja en estrecha colaboración con otras agencias para garantizar la máxima interrupción de las redes de apoyo financiero de Hezbollah. Probablemente el mejor ejemplo es el trabajo realizado por el Departamento del Tesoro.

Los esfuerzos del Departamento del Tesoro por desmantelar la red de apoyo de Hezbollah han sido extraordinarios e históricos. Desde 2017, esta instancia del gobierno estadounidense ha sancionado a más de 50 personas y entidades relacionadas con el grupo terrorista. El año pasado, el Tesoro emitió más designaciones relacionadas con Hezbollah que en cualquier otro año desde el inicio de su autoridad primaria contra el terrorismo.

Estas designaciones tienen un impacto poderoso en las redes de apoyo financiero de Hezbollah. Una designación del Tesoro congela cualquier activo de la persona o entidad designada que se basa en los Estados Unidos o en posesión o control de personas de los EE UU, y generalmente lesw prohíbe realizar transacciones con la persona o entidad designada.

El Departamento del Tesoro ha designado a varios miembros del Consejo Shurah de Hezbollah, incluido Hassan Nasrallah, el funcionario de más alto rango del grupo, así como a varias personas que supuestamente le han brindado apoyo clave, incluido un financiero llamado Mohammad Ibrahim Bazzi; el representante de Hezbollah en Irán, Abdallah Safi al-Din; Adham Husayn Tabaja, un financiero de Hezbollah con vínculos directos con altos funcionarios de Hezbollah y la ESO; y Muhammad Abdallah al-Amin, por proporcionar apoyo material a Tabaja. El Departamento del Tesoro también designó recientemente a dos miembros de Hezbollah del parlamento libanés por usar su cargo político como cobertura para actividades ilícitas y delictivas.

La semana pasada, el Departamento del Tesoro designó a otro presunto líder clave de Hezbolá llamado Salman Raouf Salman, quien al parecer, desempeñó un papel destacado en el bombardeo del centro AMIA, es un líder de la ESO de Hezbollah y dirige y apoya las actividades terroristas en el hemisferio occidental. El mismo día de esa designación, el Departamento de Estado de los Estados Unidos anunció una recompensa de hasta USD 7 millones por la información que conduzca a la identificación o ubicación de Salman.

— También hemos estado trabajando estrechamente con nuestros socios extranjeros en esta misión compartida contra Hezbollah. Por ejemplo, el gobierno de los Estados Unidos ha brindado asistencia a las autoridades peruanas en el nuevo juicio en curso del supuesto agente de Hezbollah, Muhammad Hamdar. Los fiscales del Departamento de Justicia han desarrollado una experiencia considerable en los procesos de seguridad nacional, y estamos ansiosos por compartir esas experiencias y ayudar a nuestros socios internacionales en todo lo que podamos.

“En diciembre, tuve el privilegio de participar en una Ministerial contra el Terrorismo del Hemisferio Occidental sobre la amenaza de Hezbollah en el Departamento de Estado con 11 socios internacionales clave. Esa reunión ministerial culminó con la publicación de un comunicado conjunto que describe un plan para mejorar la cooperación en la lucha contra el financiamiento del terrorismo, así como para mejorar la capacidad de aplicación de la ley, el intercambio de información y la seguridad fronteriza. La semana pasada, Argentina fue sede de una reunión ministerial de seguimiento a la que asistieron altos miembros de la administración. Estas reuniones ministeriales han resaltado la importancia de fortalecer las capacidades regionales de contraterrorismo y mejorar la cooperación”.

Refiere que “Esas son cosas en las que necesitamos estar constantemente pensando. ¿Cómo podemos trabajar aún mejor con nuestros socios en todo el mundo? ¿Cómo podemos fortalecer las capacidades de esos socios? ¿Cómo podemos combatir más poderosamente la amenaza de Hezbolá que todos enfrentamos?”.

Para finalizar, John P. Cronan advierte que gran parte del trabajo realizado por el Departamento de Justicia no se puede discutir en este contexto. “Las investigaciones pueden ser encubiertas, los cargos pueden ser sellados, los acusados pueden estar cooperando, los partidarios de Hezbollah pueden enfrentar crímenes no terroristas mientras trabajamos para construir cargos por terrorismo. Pero no se equivoque: destruir a las redes de apoyo de Hezbollah y neutralizar la amenaza de Hezbollah es una de las principales prioridades de este Departamento de Justicia y continuará siéndolo”.