miércoles, 12 de enero de 2022

El Príncipe Andrés tendría que hacerle frente a un juicio por abuso sexual a menores en la Gran Manzana

   El juez Lewis Kaplan negó la moción del príncipe Andrew para desestimar la demanda de Virginia Giuffre en su contra. 

Por Maibort Petit

   La decisión de un juez de Nueva York obligará al Príncipe Andrés, hijo de la Reina Isabel de Inglaterra, hacerle frente a un juicio por una demanda civil por abuso sexual presentada por una de las mujeres que acusó a de Jeffrey Epstein, y al miembro de la realeza de haberla abusado cuando tenía 17 años. 

   El juez de Manhattan, Lewis Kaplan dictaminó este miércoles que el juicio puede seguir su curso en la Corte de Nueva York.

    En una decisión de 46 páginas, Kaplan “negó en todos los aspectos” los numerosos intentos de la realeza de desestimar la demanda de Virginia Roberts Giuffre en su contra.

  Los abogados del Príncipe Andrés habían argumentado que el acuerdo de conciliación de 2009 entre Giuffre y Epstein lo protegía de cualquier responsabilidad derivada de las acusaciones de mujer.

   El juez  Kaplan insistió en que el acuerdo de $500,000 de Giuffre con Epstein era demasiado “ambiguo” para cubrir a Duque de York, razonando que Epstein probablemente sólo había buscado protegerse a sí mismo.

  El magistrado también desestimó la sugerencia "sin mérito" del Príncipe Andrés, que ha argumentado que la denuncia de Giuffre debía ser "más definitiva" ya que la misma es ambigua.

  Kaplan señaló cómo la demanda de Giuffre alega que Andrew “participó en actos sexuales con” ella “sin su consentimiento, sabiendo su edad y sabiendo que era una víctima de tráfico sexual que se vio obligada a participar en esos actos”.

  El magistrado sostuvo en su fallo que la queja de Giuffre no es ni 'ininteligible' ni 'vaga' como advierte la realeza sino que la demanda de la mujer tiene alegaciones  detalladas que de ser ciertas, serían “reprensibles”.

  El juez advirtió que  Giuffre “Alega incidentes discretos de abuso sexual en circunstancias particulares en tres lugares identificables. señala a quién atribuye ese abuso sexual”.

  La decisión que tomó el juez Kaplan obligaría al Príncipe Andrés hacer frente a un juicio en su contra en la corte federal de Manhattan, programado para finales de este año.

  De acuerdo a la demanda interpuesta por Giuffre, el difunto financiero Jeffrey Epstein la traficó y la obligó a tener relaciones sexuales con sus amigos, incluido el Príncipe Andrés, y que la realeza sabía que ella era menor de edad (17) en ese momento. 

   La mujer alega que el Duque de York abusó sexualmente de ella en la isla privada de Epstein en las Islas Vírgenes de los Estados Unidos, en su mansión en Manhattan y en la casa de su exnovia Ghislaine Maxwell en Londres.

   El juez Kaplan estableció un calendario que establece hasta el 14 de julio de 2022 para que el Príncipe Andrés responda las preguntas sobre el caso bajo juramento, luego de un fallo emitido por el tribunal el año pasado. 

  De no resolverse el caso con los trámites previos, el Duque de York podría enfrentar una fecha de juicio en el último trimestre de 2022.

   La abogada de Giuffre, Sigrid McCawley, dijo en un comunicado que el fallo del juez es "otro paso importante en la heroica y decidida búsqueda de justicia de Virginia como sobreviviente del tráfico sexual".

  La demanda civil se deriva de las acusaciones que unas supuestas víctimas hicieron contra Epstein, un millonario que abusaba de menores y que habría creado una red de tráfico sexual que incluía a sus influyentes amigos. 

   El gobierno de los Estados Unidos acusó a Epstein de llevar a cabo un esquema de décadas de abuso sexual de niñas menores de edad, llevándolas en aviones privados a sus propiedades en Florida, Nueva York, Nuevo México y las Islas Vírgenes de EE. UU.

  Epstein se declaró culpable en 2008 de cargos estatales de prostitución y en julio de 2019 fue acusado de cargos federales de tráfico sexual.  El depravado se suicidó en prisión en 2019 antes de que pudiera ser juzgado.

   Por su parte, Ghislaine Maxwell, su ex novia y ex-empleada, fue declara culpable en diciembre por cinco cargos federales, incluido el tráfico sexual de menores y conspiración.

  Giuffre no pudo testificar contra Ghislaine Maxwell porque los fiscales consideraban que su relato no era fácil de probar, y porque los hechos por ella alegados fueron cuando tenía 17 años, que en Nueva York es la edad del consentimiento.

  Giuffre alegó que Andrew, Epstein y Maxwell “la obligaron a participar en actos sexuales mediante amenazas expresas o implícitas”, y ella “temía morir o sufrir lesiones físicas” si desobedecía.

  Después de la decisión, otro de los abogados de Giuffre, David Boies, dijo que la acusadora estaba "complacida" de que "ahora se tomarán pruebas sobre sus reclamos contra él".

 “Ella espera una determinación judicial de los méritos de esos reclamos”, dijo en un comunicado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario