martes, 21 de diciembre de 2021

Segundo Día de deliberaciones: Jurado del juicio de Ghislaine Maxwell revisa evidencias del gobierno para condenar a la socialité británica

 Por Maibort Petit

  Este martes, los doce miembros del jurado del juicio de la socialité británica, Ghislaine Maxwell, acusada de delitos sexuales por el gobierno de los Estados Unidos, inició su segundo día de deliberaciones en el que tendrán que revisar las evidencias presentadas por los fiscales y que buscan incriminar a la acusada de jugar un rol protagónico en la empresa crimina del depravado, Jeffrey Epstein que usaba a menores de edad para su satisfacción sexual.

Ghislaine Maxwell se declaró no culpable de los delitos que acusa la fiscalía y acordó no testificar en el juicio por tráfico sexual porque según la defensa, los fiscales no lograron probar más allá de la duda razonable la culpabilidad de la acusada.



La defensa prometió presentar 35 testigos y concluyó con una lista de sólo ocho, causando que el juicio que se había anunciado sería de seis semanas, terminó siendo más corto (12 días) y menos sensacionalista de lo que se había anunciado.

Los fiscales ofrecieron sus argumentos finales, reiterando las acusaciones de que Ghislaine Maxwell actuó como la "mano derecha" de Jeffrey Epstein.
“Era una depredadora sofisticada que sabía exactamente lo que estaba haciendo”, dijo al jurado la fiscal federal adjunta Alison Moe.

  La fiscal Moe agregó: "Ella era una mujer adulta que se aprovechaba de los niños vulnerables". Ghislaine Maxwell estuvo acompañada el día de los argumentos finales por sus 4 hermanos Kevin, Isabel, Ian y Christine Maxwell.
  La socialité Británica está acusada de reclutar chicas adolescentes para que satisfacer sexualmente a Jeffrey Epstein, un multimillonario que se suicidó en una cárcel de Nueva York antes de ir a juicio. Las jóvenes eran empleadas para ser  explotadas sexualmente a través de "masajes" en la década de 1990 y principios de la de 2000. Epstein pagaba por cada masaje entre $300 y $400.

  Maxwell también está acusada de haber abusado de algunas víctimas y delitos de conspiración.

El juicio mediático

 Los fiscales llamaron a 24 testigos en 10 días, incluidas las cuatro víctimas que acusan a Maxwell de haberlas reclutado, cuando algunas de ellas tenían tan solo 14 años, para que Epstein abusara sexualmente de ellas. Dos mujeres (presuntas víctimas) testificaron bajo los seudónimos "Jane" y "Kate"; una tercera, Carolyn, usó su nombre de pila; y la última, Annie Farmer, fue identificada por su nombre completo. 
  De acuerdo el testimonio presentado ante el jurado, las mujeres describieron a Maxwell como "la principal cómplice" de Epstein y aseguraron que la socialité británica "las reclutó en su círculo sexual de adolescentes, las preparó y facilitó el abuso" tanto en las casas del multimillonario en Nueva York y Florida como en otros lugares del mundo.

   Los fiscales se empeñaron en evidenciar los vínculos que tenían Epstein y Maxwell, mostraron una serie de fotografías que revelaban la vida de lujo que disfrutaban mientras supuestamente abusaron de niñas de hogares rotos o cuyas familias tenían problemas económicos, y el supuesto código de silencio que impusieron a sus empleados.
Los testigos más sensacionalistas

  Los testimonios presentados ante el jurado aparecen varios que fueron calificados como "impactantes" por los fiscales. Por ejemplo, una de las supuestas víctimas de nombre ficticio  "Jane" aseguró que Maxwell y Epstein abusaron de ella durante unas sesiones de sexo grupal.

"Jane" sostuvo desde el estrado que tanto el millonario Epstein como su exnovia, Maxwell comenzaron a abusar de ella cuando solo tenía 14 años en 1994. 

  La mujer acusó a Maxwell de participar en las juergas sexuales y que se comportaba como si fuera algo " muy casual" y "muy normal" y "no es gran cosa". 
  El testimonio relata que Maxwell la entrenó para que pudiese participar  en encuentros sexuales grupales con otras mujeres adultas. 
 
  Jane compartió los nombres de varias mujeres que supuestamente participaron en encuentros sexuales grupales con ella cuando era menor de edad, mencionando una mujer inglesa llamada Emmy, y otras cuyos nombres serían Sophie, Michelle y Eva.

   De acuerdo a la supuesta víctima, "Jane" Maxwell y Epstein la habría reclutado cuando ella asistía al prestigioso campamento de verano en Michigan (Interlochen), donde Epstein era donante y tenía uso de un "sistema de becas".
   Jane aseguró que por aquella época su padre recién había fallecido su padre y que estaba viviendo con su madre y sus hermanos en la casa de unos amigos de su familia.

  La testigo contó que el millonario Epstein pagó sus lecciones de canto, en Nueva York y otras facturas que su madre no podía pagar. 

  La mujer dijo que había visto a Maxwell y a otras cuatro mujeres en la piscina de la mansión de Epstein en Florida y que estaban desnudas o en toples.

Otra mujer acusa a la pareja

  Otra de las acusadoras de Maxwell, que testificó con el nombre ficticio de"Kate" dijo que la acusada la obligó a usar un uniforme de colegiala para provocar a Epstein.
  Kate, una mujer inglesa de 44 años testificó que Maxwell comenzó a prepararla cuando tenía 17 años en 1994. 

  Según la testigo, ella conoció a Maxwell durante un viaje a París con su novio, quien era un compañero de clase de Oxford de la socialité británica. 

  La mujer dijo que Maxwell la invitó a tomar el té en su casa de Londres semanas después. Sollozando, Kate sostuvo que para la época se sentía muy emocionada de ser amiga de Ghislaine" y que a través de la hoy acusada podría llegar a conectarse y hacer nuevas relaciones.
   Kate argumentó que posteriormente,  Maxwell le presentó a Epstein y la instó a darle masajes que rápidamente se volvieron sexuales porque era muy difícil mantenerse al día con las exigencias del millonario.

   La testigo dijo que fue a la mansión de Epstein en Florida, cuando la mujer tenía 18 años. Allí, supuestamente Maxwell la instruyó para que usara un disfraz de colegiala al momento de atender a Epstein al momento que le servía el té al millonario. Por ese rol, Kate recibía dinero.
  La juez Alison Nathan advirtió al jurado que el testimonio de Kate sólo servía para reforzar la comprensión de la conducta de Epstein porque para esa época la mujer tenía 18 años, que es la edad de consentimiento en el Reino Unido durante este patrón de abuso. La testigo por tanto no puede ser considerada víctima. 

Carolyn fue abusada por 4 años

  Otra de las testigos, Carolyn aseguró frente al jurado   Epstein abusó sexualmente de ella entre los 14 y los 18 años y no la habían llevado a los viajes porque era demasiado joven. 

   No obstante en el mismo testimonio la mujer aseguró que  cuando se volvió "demasiado mayor" para el gusto de Epstein, le preguntó si tenía "amigas más jóvenes". 

  De acuerdo a lo contado por Carolyn cuya experiencia en la "estructura de delitos sexuales" se ubicó entre 2001 a 2004— Maxwell le enseñó a  programar sus sesiones de "masaje".
   Una de las partes del testimonio de Carolyn que fue usado por los fiscales fue la anécdota según la cual, la mujer habría confiado en Epstein y Maxwell un  trauma que empezó cuando tenía 4 años y su abuelo la violó y abusó sexualmente. 

  Asimismo, Carolyn dijo que su madre era adicta a las drogas y al alcohol. 

  La testigo advirtió que Epstein y Maxwell sabían que ella era menor de edad porque en una oportunidad la invitaron a visitar el complejo de Epstein en las Islas Vírgenes de los Estados Unidos, pero  Maxwell no podía ir porque era demasiado joven y que su madre no le daría la autorización para salir del país.
 Carolyn acusó a Maxwell de haberle tocado los senos, las nalgas y las caderas asegurando que tenía "un gran cuerpo para el Sr. Epstein y sus amigos".

Otra mujer acusa a Maxwell

 La otra testigo que subió al estrado fue Annie Farmer quien aseguró que fue obligada a darle un masaje en los pies a Epstein.

  La mujer dijo que en una oportunidad se fue de viaje con  Epstein y Maxwell a Nuevo México. A su madre le dijeron que iban a reunión académica para 20 a 25 estudiantes. 
  

  Según contó ella era que tenía 16 años, la pareja tenía entre treinta y cuarenta. La mujer dijo que la llevaron de compras y al cine,  y luego Epstein la tocó le tomó la mano, la acarició y le frotó el pie en su brazo.

  La "pesadilla" de Farmer continúo cuando volvieron al rancho de Epstein y supuestamente  Maxwell le enseñó cómo darle un masaje en los pies a Epstein. 

   Farmer confesó que se sentía incómoda cuando le daba los masajes. Incluso dijo que  Maxwell le preguntó si había tenido un masaje profesional antes y se ofreció a darle uno. 
  De acuerdo a la testigo, Maxwell preparó una mesa y le dijo que se desvistiera, entonces ella se quitó la ropa y se acostó boca abajo en la mesa para que Maxwell le diera el masaje. Agregó que le frotó las piernas y luego los senos, mientras Epstein la veía porque la puerta de la sala estaba abierta.

  Hasta el cierre de esta nota el jurado no ha llegado a un veredicto. Se encuentra analizando las evidencias entregadas por la fiscalía. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario